¡Comparte en tus redes!

A 137 años de su nacimiento, recordamos a Emiliano Zapata

zapataConocido como el “Caudillo del Sur”, Emiliano Zapata es una de las máximas figuras de la historia de nuestro país. Su participación durante la Revolución Mexicana fue determinante para derrocar el régimen porfirista.

Emiliano Zapata Salazar nació el 8 de agosto de 1879, en San Miguel Anenecuilco, Morelos. Fue hijo de una familia de campesinos (Gabriel Zapata y Cleofas Salazar). Desde muy pequeño mostró interés por la historia de México.

Al estallar la Revolución Mexicana, Zapata se unió a las fuerzas de Francisco I. Madero, pues le atrajeron las demandas agrarias del Plan de San Luis; sin embargo, pronto se dio cuenta de que el nuevo presidente no pensaba cumplir con su promesa de repartir tierras entre los campesinos.

A partir de entonces, el también llamado “Alita del Sur” tomaría como causa de lucha la defensa de los derechos agrarios.

Dado que este 8 de agosto celebramos 137 años del nacimiento de Emiliano Zapato, queremos compartirte algunos datos curiosos:

  • Se dice que Zapata perdió el dedo meñique de la mano derecha en una corrida de toros.
  • Antes de que estallara la Revolución, Emiliano Zapata trabajó en una de las haciendas de Ignacio de la Torre, yerno de Porfirio Díaz.
  • Se dice que, tras ser víctima de varios atentados, Zapata usaba un doble para ciertos eventos públicos; sin embargo, la gente siempre lo identificaba, pues éste era más bajo de estatura y usaba calzón de manta, algo que el Caudillo nunca usó.
  • Cuando Zapata y Francisco Villa ocuparon la Ciudad de México en diciembre de 1914, el Caudillo se rehusó a sentarse en la Silla Presidencial para fotografiarse como Pancho Villa, pues creía que estaba embrujada. Argumentaba que cualquier persona buena que se sentara en ella, se convertiría en mala.
  • En la película ¡Viva Zapata!, del director norteamericano Elia Kazan, Marlon Brando interpretó al “Alita del Sur”, mientras que Anthony Quinn dio vida a su hermano Eufemio.

Zapata fue asesinado el 10 de abril de 1919, cuando fue engañado por Jesús Guajardo para que se presentara en la Hacienda de Chinameca, Morelos, a recoger armamento y municiones para que continuara su lucha. El cuerpo del Caudillo fue sepultado en Cuautla, aunque algunas personas aseguraban que no se trataba de él, pues no tenía algunas cicatrices características, ni le faltaba el dedo meñique derecho.

¿Recuerdas alguna frase célebre de Zapata?