¡Comparte en tus redes!

7 cosas que debes saber antes de emprender tu negocio

emprenderDespués de mucho pensarlo, por fin te has decidido a emprender tu propio negocio. Aunque frente a ti se extiende un universo de posibilidades, hay algunas cosas que debes saber y que te ayudarán a estar preparada para todo lo que viene.

De hecho, conocer estas realidades te dará cierta ventaja sobre otros emprendedores cuyo negocio aún no toma forma, ritmo y rumbo.

  1. Soledad. Si has decidido emprender esta aventura sola, habrá momentos en que te sientas abrumada por no tener algún socio o colaborador con quien intercambiar ideas, compartir experiencias y hasta hacer bromas. Este sentimiento de soledad podrá acrecentarse si estás acostumbrada a trabajar en equipo.
  2. Éxito. Hazte a la idea de que el éxito no será inmediato. Lo más importante es que no te desmoralices y que seas constante. Seguramente, tendrás que hacer modificaciones al proyecto original y que tengas que esforzarte doble. Recuerda que no existe una fórmula secreta para alcanzar tus metas, y que cada negocio es diferente, por lo que las comparaciones no sirven de nada.
  3. Horarios. Si quieres emprender tu propio negocio para poder manejar tus tiempos y ajustar tus horarios a tus necesidades, mejor será que lo olvides y busques un empleo. Crear y manejar una empresa es muy demandante. Durante la primera etapa, no tendrás tiempo ni para sentarte a comer como es debido y mucho menos para dormir.
  4. Mercado. Antes de comenzar, debes definir a qué público está enfocado tu producto o servicio. Esto te ahorrará estrés y tiempo que puedes emplear para desarrollar otras áreas de tu negocio.
  5. Clientes. Ser emprendedor requiere paciencia. Atraer clientes llevará tiempo, sobre todo si quieres que sean clientes de calidad, que trasciendan y le den estabilidad a tu empresa. En un principio, los clientes pequeños pueden mantenerte a flote, pero debes enfocarte en trascender y colocarte en el mercado.
  6. Gastos. Justo ahora que has decidido emprender te darás cuenta de la facilidad con la que gastabas cuando tenías un ingreso constante y seguro. A partir de ahora, será necesario que aprendas a priorizar tus gastos y evites compras innecesarias o banales.
  7. Ahorrar. Ahora que tienes tu negocio, agradecerás que tu mamá te enseñara a ahorrar. Aunque el objetivo es que tu empresa triunfe y te permita el estilo de vida con el que has soñado, existe la posibilidad de que tengas pérdidas de capital importantes. Por ello es que siempre debes estar preparada y tener ahorros que te permitan enfrentar la crisis.

Lo más importante es que sepas que el camino del emprendedor no es sencillo, por lo que sólo los que cuentan con determinación y paciencia alcanzan el triunfo.