¡Comparte en tus redes!

7 cosas que todo futuro papá debe saber

¿Emocionado por la idea de que pronto serás papá? Seguramente, ya cuentas los días para que llegue el momento de tener a tu bebé en brazos.

A diferencia de tu pareja, tú no has tenido tiempo para establecer una relación estrecha con él, por lo que el momento de su nacimiento marcará el inicio de una nueva etapa en tu vida.

Sin embargo, debes saber que la llegada de un bebé nunca es como lo ves en las películas y comerciales. Aunque ames a tu hijo con todo tu corazón, habrá momentos en los que quieras salir por la puerta y no volver nunca más.

Para que vayas asimilando los cambios que se avecinan, aquí te dejamos una lista de las cosas que todo futuro papá debe saber:

  1. Dormir. ¿Recuerdas cuando te ibas de fiesta toda la noche? Pues puedes considerar que fueron el entrenamiento que necesitabas para ser padre. Desde el momento en que tu bebé entre en la casa, jamás volverás a dormir como antes. Su llanto en mitad de la noche impedirá que descanses durante los primeros meses, pero las cosas no mejoran con el tiempo. Para cpapá-bebé okuando tu hijo tenga 15, 18 o más años, tú seguirás preocupándote por él, así que dormir profundamente es un lujo que ya no puedes darte.
  2. Prueba y error. No importa cuántos libros hayas leído sobre paternidad o los cursos que hayas tomando, nadie te enseña a ser padre. Con el paso de los días verás que la teoría no siempre puede llevarse a la práctica. La mayoría de los consejos que te den no funcionarán con tu hijo, pues su organismo no es igual al de tu sobrino o el hijo de tu amigo.
  3. Compartir responsabilidades. A partir de ahora, Tu pareja y tú debes convertirse en un verdadero equipo y compartir las responsabilidades de criar al niño. Así que debes dominar el arte de cambiarle el pañal a tu hijo y hasta de preparar papillas y sacarle el aire.
  4. Frustración. Podemos garantizarte que habrá momentos en los que creerás que todo está mal y hasta pienses que eres un terrible padre; sin embargo, debes aprender a ser paciente y aceptar que estás aprendiendo a ser papá.
  5. Negociar. Por mucho que se amen, tu pareja y tú no fueron criados de la misma manera, así que no tardarán en surgir los conflictos sobre cómo educar a su hijo, la forma de alimentarlo y vestirlo, quién se quedará con él cuando tengan que ir a trabajar y hasta la escuela a la que irán. Por ello es importante que mantengan una buena comunicación y aprendan a negociar. En ocasiones tendrás que ceder, y otras tantas será tu pareja la que te dé la razón.
  6. Pareja. El hecho de que ahora sean padres no implica que deban olvidar su relación de pareja. Es importante que se den tiempo para ustedes y que no todas sus conversaciones giren en torno al bebé. Antes de ser papá y mamá fueron pareja.
  7. Disfruta. El tiempo se pasa volando. Antes de que te des cuenta, tu hijo entrará a la escuela y estará eligiendo una carrera. Debes darte el tiempo de gozar cada etapa de su vida y crecer con él.

¡Tiempo al tiempo y en hora buena papá!