¡Comparte en tus redes!

7 ideas para organizar tu clóset y tu ropa

Sólo basta abrir el clóset para que empiece a dolerte la cabeza. Tienes todo desorganizado y te daría pena que un amigo llegara a ver cómo tienes acomodada (amontonada, mejor dicho) tu ropa.

CLOSET

Nos quejamos por no tener nada con qué vestirnos, pero a la hora de echar un vistazo a nuestro ropero, vemos que ahí no podría entrar ni un alfiler.

No esperes más, aparta un tiempo para el reajuste de tus cosas. Tendrás que dedicar un domingo entero para arreglar tus cosas, pero vale la pena hacerlo.

Comencemos con lo más importante, seamos honestos, tienes prendas en buen estado que no te has puesto y que no volverás a ponerte. Las razones son distintas, por ejemplo, has engordado pero tienes la esperanza de volver a tu talla de antaño.

Deja de aferrarte a esa ropa y, si está en muy buen estado, puedes regalarla a personas que la necesitan. Por otra parte, aprende a decir “adiós”: deja ir a esa camisa, blusa o pantalón favoritos que ya están rotos. No te favorecen (esa ropa no la regales ni de chiste, va a la basura).

7 ideas para organizar tu clóset y tu ropa

  • Limpia. Antes de comenzar a hacer más espacio en tu ropero haz el aseo, así comenzarás por tirar la basura o las primeras cosas innecesarias, al menos tendrás un espacio escombrado para comenzar a organizar tus cosas de nuevo.
  • Desecha lo que no necesitas. Regala o tira las cosas que no utilizas ni ocuparás en el futuro, esas cosas sólo ocupan un lugar más en tu clóset.
  • Deja de guardar más basura. Antes de tirar más cosas a la basura proponte dejar de llevar más cosas a tu casa y a tu guardarropa, reduce la cantidad de objetos que llevas a casa, ahorrarás más y tu cuarto se verá más limpio. No conviertas tu casa en una bodega, si no lo ocupas no lo guardes. No malgastes tu dinero y tiempo en materialismo.
  • Vende y recicla. Revisa todas tus cosas y después decide cuáles vas a tirar y cuáles vas a reciclar, aunque también puedes vender, regalar o donar. En un domingo puedes separar las cosas que vas a donar de las que vas a vender, es mejor que este tipo de objetos estén en buen estado, si no lo están lo mejor sería desecharlos.
  • Sólo lo que te gusta y lo que utilizas. En tu casa solamente debes de tener las cosas que te gustan y que utilizas, deja de acumular las cosas innecesarias, a veces no las tiras porque un sentimiento de culpa te dice que tal persona "se esforzó mucho en regalártelo", si no deseas conservarlo, deshazte de ello.
  • Dile a tus amigos que no te regalen cosas. Hay miles de formas de alegrar a las personas sin regalarles objetos innecesarios, haz que tus amigos entiendan esa idea, que mejor te regalen un viaje o tiempo juntos.
  • No tires cosas ajenas. Si algo no es tuyo no lo tires, mejor pregunta a tus niños o a tu pareja qué cosas desea conservar y qué cosas desea regalar.

Ropa

  • Dobla tus camisas de forma vertical. Si tus cajones son lo suficientemente altos puedes colocar tu pila de camisas o blusas dobladas en forma de canto. También puedes meterlas enrolladas y de forma vertical.
  • Las prendas que van colgadas pueden ir ordenadas por días de la semana. Te evitará repetir traje o vestido en la oficina.
  • Las maletas en la parte superior del armario y los zapatos hasta abajo.
  • Un cajón puede ir destinado sólo a la ropa interior. Si quieres clasificarla recicla cajas de cartón y mételas al cajón. Así tus prendas íntimas estarán juntas pero no revueltas.
  • En un gancho de ropa pueden ir colgadas todas tus corbatas, en otro las bufandas y en otro pañuelos. Ésta técnica funciona también con mascadas y pareos.
  • Destina un cajón para acomodar tus aparatos electrónicos. Esto evitará que anden regados por toda la habitación.
  • Un perchero podría servirte para mantener tus cinturones organizados o algunas otras cosas.

¿Listo?

Notas relacionadas:

7 plantas perfectas para decorar el baño. Aquí

Cómo secar tu ropa recién lavada en tiempo de lluvias. Aquí

Casa o departamento ¿Cuál es tu mejor opción?. Aquí