¡Comparte en tus redes!

Cómo acercarte y platicar con el desconocido que viste y te gustó

Cómo acercarte y platicar con el desconocido que viste y te gustó

Cómo acercarte y platicar con el desconocido que viste y te gustó

No te espantes, a todos nos ha pasado lo mismo, nos gusta una persona que encontramos en la calle o en el transporte público y comenzamos a tener deseos de entablar una conversación. Se cree que para los hombres es fácil iniciar una conversación con una chica desconocida que encontraron en la calle, pero desde luego a ellos también les cuesta trabajo, se ponen nerviosos, les sudan las manos y comienzan a tartamudear.

¿Qué pasa con las chicas? La ventaja es que la gente tiende a ser más amable con una mujer, hablas con hombres extraños es algo completamente normal, es entablar una conversación con quien sea.

1.- Sin prejuicios. Vas a iniciar una conversación, no vas a encontrar al hombre perfecto y sin defectos, las personas increíbles abundan, están por todas partes, así que procura no juzgar antes de tiempo.

2.- Confianza. La mayoría de las personas tenemos miedo al rechazo, no nos gusta, pero es algo normal. Te pueden rechazar por desconfianza, porque llevan prisa, etc. El "no" ya lo tienes, aviéntate y comienza a charlar, puede ser que ganes solamente una conversación amena, un amigo o hasta termines con novio.

3.- Relájate. Si estás nerviosa no parecerás natural, respira lentamente, trata de seguir adelante aunque y relajarte lo más que puedas.

4.- Seguridad. Se vale estar un poco nerviosa, pero confía en ti misma, no vas a perder un examen escolar, tampoco se trata de perder tu empleo, mucho menos de perder la vida en el intento, no dejes de ser tú.

5.- Abre la conversación. Identifica qué tipo de palabras son las que abren una conversación, algunas palabras que pueden ayudarte son: ¿Qué estás leyendo?, ¿qué estás tomando?, ¿bonita camisa?, cada vez el tránsito se vuelve más lento, qué bueno que dejó de llover, etc. A partir de lo que te diga la conversación iniciará.

6.- Deja que la charla fluya. Los nervios te pueden obligar a seguir platicando cuando el tema ya ha muerto, o bien, puedes adelantarte a hacer una plática. Deja que la charla se mueva por sí sola. Si no quiere hablar no te sientas mal, puede ser por varias razones, tiene novia, está cansado y no tiene ganas de hablar o simplemente es tímido.

7.- Disfrútalo. La mayoría de las veces la gente refleja tu estado de ánimo, siéntete cómoda contigo misma y disfruta de la conversación.