¡Comparte en tus redes!

Ansiedad y formas de lidiar con ella

Lorena López Niño de Rivera¿Alguna vez te has sentido nervioso sin razón aparente? ¿Estás en tu cama a punto de dormir y sientes como si te hubieras tomado muchas tazas de café de Sanborns? ¿Tienes muchas ganas de llorar y por más que lloras sigues teniendo una sensación bastante desagradable en el pecho? ¿Te sudan las manos y sientes como el corazón te late fuertemente?  Bueno, estoy casi segura que a todos, incluida a mí, hemos tenido alguno de estos “síntomas” los cuáles son simplemente síntomas de tener ansiedad.

Como saben y lo repito frecuentemente soy psicóloga, en mi cabeza existe esta teoría en la que siento que como soy terapeuta y me dedicó a acompañar a la gente debería de yo siempre estar “perfecta” en cuestión de emociones, nunca tener ansiedad, no entrar en mis automáticos, estar cerca de la gente que quiero, tomar las acciones perfectas, etcétera y sin embargo la vida me ha dado grandes sorpresas. Sí, me dedico a acompañar a la gente, llevo años yendo a terapia y aun así por muchos años viví con ataques de ansiedad y pánico; era una sensación horrible, llegaba en los peores momentos, pasé muchos meses sin dormir e incluso había días que ni siquiera hambre tenía o por el contrario días que solamente quería comer y dormir, quizá así la sensación terrible que sentía en el pecho y estómago se me iba a quitar. Era una sensación de intranquilidad constante, como si tuviera algo dentro de mí que me quería quitar, que desapareciera, intenté de todo, medité, tomé medicinas, compré miles de “aceititos” de aromaterapia que se suponía quitaban la ansiedad, leí unos miles más de artículos que llevaban por título “10 sencillos pasos para quitar la ansiedad”, lloré, grite, dormí, hice ejercicio y absolutamente nada de esto me lo quitaba.

Como también saben, trabajo y soy parte del equipo de Evolución Terapéutica en el que hemos descubierto la forma en la que podemos justo deshacernos de la ansiedad y ya se estarán preguntando…  ¿Cuál es esa forma? Antes de darles la respuesta me gustaría contarles un poco acerca de qué es la ansiedad; siempre he creído que nuestro cuerpo es sabio, funciona de forma perfecta para cuidarnos y protegernos y la ansiedad no es la excepción a esto. La ansiedad o como también podemos conocerla, la angustia, es una señal o alarma que nos manda nuestro cuerpo para avisarnos que ya estamos listos para sentir algo, por lo tanto, hemos descubierto que la ansiedad significa que no estamos tocando o sintiendo otras emociones; quizá suene rebuscado o confuso, pero les prometo que es más sencillo de lo que parece. Todo el tiempo estamos sintiendo cosas, emociones, ya sea miedo, alegría, tristeza, disfrute, enojo y a veces por la forma en la que crecimos o nos educaron no sabemos y no nos gusta sentir esas emociones; sé que el miedo no se siente bien, nos asusta sentir miedo y por lo tanto como no nos gusta sentirlo creamos estrategias para dejar de sentir eso “feíto” entonces nos ponemos a hacer mil cosas para distraernos, ya sea hacer ejercicio, salir mucho de fiesta, dormir, trabajar o incluso a veces con el simple hecho de pensar y distraernos en nuestros pensamientos es una forma “ perfecta” para ya no sentir

 

Como les decía, el cuerpo es sabio y por lo tanto si hay veces en los que literalmente no estamos listos para sentir alguna emoción, es normal que por ejemplo, al principio de algún evento muy fuerte o de algún acontecimiento no sintamos nada ya que es la forma en la que en su momento podemos sobrevivir sin embargo conforme pasa el tiempo llega un momento en el que estamos listos para vivir aquella emoción de la cual estamos huyendo, cuando llega la ansiedad es porque nuestro cuerpo ya tiene las herramientas necesarias para poder vivir una o más emociones.

Por lo tanto, si la ansiedad es correr de otras emociones, ahora sí, ¿Cómo nos deshacemos de ella? En realidad, es más sencillo que hacer todo lo que yo, por ejemplo, siempre he hecho, solamente tenemos que sentir; para sentir y quitarnos la ansiedad tenemos que dejar de hacer todo lo que hacemos para no sentir otras emociones, como hacer ejercicio, comer, dormir, pensar, distraernos u cualquiera otra cosa que hacemos cuando tenemos ansiedad y queremos sentirnos bien, solamente es parar de hacerlas.

Aquí una lista con algunos tips claros que te pueden ayudar a combatir la ansiedad:

  1. Observa todas las creencias que tienes alrededor de cómo te sientes, es decir, esas voces que tenemos que nos dicen: “No deberías sentirte así” “Está mal que te sientas así” “ No tiene sentido que me dé tanto miedo hacer esto o aquello” “Todos mis amigos reaccionaron diferente cuando pasaron por un momento así” “Debería sentirme de otra manera” Todos estos pensamiento lo único que hacen es que nos peleemos con nuestras sensaciones, está bien estar como sea que estemos ante cualquier situación, cada uno de nosotros podemos y lidiamos con la vida de distintas maneras solo date permiso de estar como hoy estás.
  2. Has una lista de las cosas que haces cuando te sientes ansioso o angustiado, como ver televisión, hacer ejercicio, irte de fiesta, ponernos muchas actividades, pensar en los peores escenarios, querer controlar como nos sentimos, hacer como si nada pasara, etc.
  3. Práctica hacer atención plena, estar en este estado nos permite solo observar cómo estamos, observar cómo nos sentimos y que pensamos y no pelearnos con ello. Puedes dar click aquí para ver un video en el que se explica mejor y algunas apps que puedes bajar en tu celular y que te pueden ayudar a practicarlo (Headspace, The Mindfulness App, 5 minutos)
  4. Pide ayuda, a veces nos da miedo sentir lo que sentimos, tenemos la idea de que no podremos con algunas emociones o sensaciones y a veces lo único que necesitamos es alguien que esté ahí, sin decirnos nada, solo acompañándonos. También acercarte con algún profesional puede ayudarte (https://www.facebook.com/EvoTerapeutica/).

La ansiedad no es tan mala como a veces pensamos que es, es desagradable y se siente feo sin embargo todos hemos pasado por ahí más de una vez, no estamos locos por tener angustia sin embargo hoy me gustaría que vieras a la ansiedad como algo más de ti, como una forma en la que tu cuerpo te quiere cuidar y preguntarte: ¿Sí la ansiedad me estuviera diciendo algo, que me estaría diciendo? ¿Qué emoción no quiero/estoy sintiendo?

Me encantaría que te dieras la oportunidad de ver como si existe y aparece en nuestras vidas, es por algo y darnos permiso de tomarla como aprendizaje.

Te dejo por último un texto acerca de la ansiedad que en lo personal me gustó mucho, cualquier duda o sugerencia me encantaría escucharte y me contarás tu experiencia con la ansiedad.

Lore.