¡Comparte en tus redes!

Aplica la técnica del Hara Hachi Bu japonés

Aplica la técnica del Hara Hachi Bu japonés

Aplica la técnica del Hara Hachi Bu japonés

En Okinawa se encuentran algunas de las personas más longevas del mundo, ¿cuál es el secreto de estas personas para vivir tanto tiempo? Dentro de su estilo de vida podríamos sacar una vasta idea de enseñanzas, una de ellas está en su forma de comer.

Para los japoneses la forma de alimentarse se basa en la enseñanza de Confucio del Hara Hachi Bu, que significa "Come hasta que te hayas llenado como 8 veces de 10", lo que significa una reducción de calorías auto impuesta en la dieta diaria. En otras palabras, cuando vayas a comer no lo hagas hasta llenarte, solamente hasta quedar satisfecho. Es decir, del 100% de la comida que planeas ingerir, sirve en tu plato el 80%, de esta manera evitarás trastornos gastrointestinales, prolongarás tu vida y a la vez reducirás el riesgo de padecer diabetes y ataques al corazón.

En Okinawa hay más habitantes centenarios por cada 100 mil personas que en ningún otro lugar del mundo. Las personas de esta región envejecen de forma más saldable, tienen más energía, menos enfermedades inflamatorias, autoinmunes, cardiacas y cáncer. También se ha descubierto que cuando los okinawenses emigran y cambian sus hábitos alimenticios de vida pierden su longevidad. El estómago tarda de 10 a 30 minutos en enviarle las señales al cerebro de que está lleno, por lo tanto, si comes hasta sentirte plenamente saciado terminarás comiendo al menos dos partes más de la cuenta. La restricción calórica genera menos radicales libres durante el proceso digestivo, lo que te ayuda a vivir más, siempre y cuando tu dieta sea variada y saludable.

¿Cómo saber si estoy aplicando correctamente el Hara Hachi Bu? Intenta reducir tu comida un 20% y comprueba: después de una media o una hora no debes sentir hambre. Aunque se trate de tu platillo favorito, procura comer con moderación, no se trata de ganar una competencia, se trata de estar satisfecho y cómodamente feliz.