¡Comparte en tus redes!

Aprovecha al máximo la magia del ajo

magia_ajoA estas alturas, debes estar familiarizada con las propiedades medicinales del ajo. Este ingrediente básico en la cocina de todo el mundo es capaz de mejorar la circulación, aliviar las molestias de la gripe y reducir los niveles de colesterol en la sangre, pero… ¿sabías que también puedes usarlo como repelente de insectos y para reparar cristales?

Tal como lo lees, un simple diente de ajo encierra tanta magia que resulta imposible creer todo lo que puedes hacer con él.

Y como de verdad queremos que lo aproveches al máximo, aquí te dejamos algunos usos alternativos del ajo:

  • Repara cristales. En caso de que no lo sepas, el jugo de ajo es un adhesivo natural, por lo que puedes usarlo para rellenar las grietas de un vidrio. Sólo tienes que machacar un diente de ajo, frota el jugo en las grietas y limpia el exceso. En cuanto seque notarás la diferencia.
  • Repelente de insectos. Olvídate de usar insecticidas químicos. Para alejar a las moscas, mosquitos, arañas y hormigas sólo tienes que mezclar unos dientes de ajo machacados con agua y jabón. Coloca el líquido en una botella con rociador y aplica en las zonas donde hayas visto insectos. Esta fórmula es tan efectiva que hasta protege tus plantas de las plagas.
  • Oído. Gracias a sus propiedades antibióticas, este alimento puede atacar cualquier infección, incluidas las del oído. Sólo tienes que aplicarte unas gotas de aceite de ajo tibio. El malestar desaparecerá.
  • Dolor de muelas. En esos momentos en lo que la muela te está matando y no puedes ir al dentista, puedes acabar con la molestia aplastando un diente de ajo contra la pieza dental afectada. Recuerda que este remedio sólo es temporal. En cuanto te sea posible, debes visitar a tu dentista para que ataque el problema de raíz.
  • Pie de atleta. Para eliminar los hongos de los pies, sólo debes sumergir los pies en un poco de agua caliente con ajo. Éste debe ir finamente picado para que libere sus propiedades con mayor facilidad. Deja tus pies bajo el agua por 30 minutos y seca perfectamente.
  • Acné. Las propiedades antibacteriales de este alimento serán tus mejores aliadas para combatir el acné. Corta un diente de ajo por la mitad y frótalo contra tu cara, usando su lado interno. Para que no se impregne el olor en tu piel, lava tu rostro con jabón neutro.

¿Conoces otros usos alternativos de este producto?

 

Haz click aquí y descubre todo lo que este alimento puede hacer por tu salud.