¡Comparte en tus redes!

Besos que jamás deberías darle a una chica

¿Eres un buen o mal besador? Seguramente no te dirán "eres un mal besador", o quizá sí, las chicas más crueles, pero por lo general y por respeto muchas chicas no lo harán. Posiblemente una chica que te considera malo al besar no se atreva a decírtelo, entonces... ¿cómo saber si eres bueno o malo? Para estar más cerca de las buenas noticias no hagas los siguientes besos, al menos esto te ayudará a no ser tan malo al dar los quicos.

Adobe Spark (47)

1.- Beso sangriento. Las mordiditas son sexys cuando no provocas daño o dolor a tu pareja, si la lastimas la estás regando, muerde con suavidad, no como si quisieras cortarle los labios con tus dientes.

2.- Besos fuera de lugar. Es cuando vas caminando con tu chica por el centro histórico en la Ciudad de México y comienzas a besarla ¡con todo y agarrón de nachas! o cuando están en la intimidad y a solas y ella quiere subir la intensidad y sales con tus besos de piquito. Si estás en público no avergüences a tu chica, si estás en la intimidad puedes continuar a otro nivel si ella lo desea.

3.- Besos babosos. Es cuando lames alrededor de los labios, por favor, besa solamente en el área reglamentaria, no babees la cara.

4.- Besos para marcar tu territorio. A ellas no les gustan los besos con chupetones, mejor evítalo.

5.- Beso del cenicero o del plato sucio. Es desagradable para ellas besar a alguien con olor a cigarro o con mal aliento, procura tener una adecuada higiene bucal.

6.- El de la fuerza bruta. No tomes con fuerza la cabeza de tu chica, trátala con cariño y con delicadeza, deja que ella marque el ritmo.

7.- Beso del arqueólogo. Respeta la zona reglamentaria, no quieras meter tu lengua hasta lo profundo de su garganta.

8.- Beso del dentista. Es mejor que no andes pasando tu lengua por sus dientes.

9.- El indeciso. Es cuando no sabes si inclinar tu cabeza a la izquierda o a la derecha, lo mejor es que no andes bailando como lelo al besar, si te ganan los nervios podrías hasta pisarle un pie o darle un golpe con tu cabeza o nariz. Procura ser más seguro.