¡Comparte en tus redes!

Cómo dividir los gastos con tu pareja

Vivir en pareja implica compartirlo todo: afecto, tiempo, amistades, experiencias y, por supuesto, dinero. De hecho, este último es la principal causa de discusiones, por lo que es importante establecer desde el principio cómo se dividirán los gastos.

Para evitar que tu relación se desgaste por motivos financieros, aquí te dejamos algunas ideas que les ayudarán a decidir quién paga qué.

  • Inventario. Es necesario que hagan un inventario de los ingresos mensuales de cada uno, así como de los pagos y compras que debenpareja-gastoshacerse. No olviden considerar servicios, víveres, transporte, tarjetas de crédito y diversión. Posteriormente, deberán establecer qué gastos deben dividirse y cuáles son personales.
  • División. Aunque lo ideal es que cada uno pague la mitad de los gastos, las parejas no siempre ganan lo mismo; por lo que será necesario establecer qué porcentaje de sus ingresos aportarán.  Asegúrate que la proporción sea realista y que no presione sus finanzas personales.
  • Cuenta. Algunas parejas deciden crear una cuenta bancaria conjunta, desde la cual se harán todos los pagos. Sin embargo, también pueden hacerlo desde sus propias cuentas. Busquen la fórmula que les funciona mejor, y sobre todo, comprométanse a cumplir con su parte y a no tomar dinero destinado a los gastos de la casa.

Aunque se amen mucho y quieran compartir todo, es importante que las compras grandes, como de automóviles, computadoras o aparatos electrónicos, sean individuales.

Además, cada quien debe hacerse responsable de sus gastos personales. No importa si tu pareja tiene un sueldo más alto que el tuyo, tú debes pagar tus tarjetas de crédito, ropa, zapatos, visitas médicas y productos de belleza, por mencionar algunos.

También te recomendamos que ahorren una parte de sus ingresos. Esto los permitirá enfrentar gastos de emergencia, tomar esas vacaciones que tanto han soñado o hasta cambiar de casa.

Lo importante es que aprendan a verse como un equipo.