¡Comparte en tus redes!

¿Qué pasa cuándo te conviertes en mamá y descuidas a tu pareja?

Una de las etapas más bonitas de la mujer es el embarazo. Trae consigo muchas satisfacciones, pero al mismo tiempo muchos cambios drásticos en tu vida de pareja.

En México sólo 40.7% de las familias se conforma por un padre, una madre e hijos y de este porcentaje se conciben dos hijos por matrimonio.  Según datos del INEGI, de un total de 28 millones 700,000 hogares, 11 millones 700,000 (40.7%) están conformados por parejas heterosexuales casadas y con hijos. Lo que deja en evidencia que conforme los tiempos han avanzado la planificación ha cambiado pues en el año 1999 se registró 154 hijos por cada mil mujeres, para 2014 descendió a 127 hijos.

pareja_1

La cama en dónde era el santuario del amor, ahora esta repleta de ropita de bebé, pañales, biberones, baberos, juguetes y más.

Hablamos con Mario Guerra el “Rockstar del amor", y nos dio su muy particular punto de vista sobre el tema.

El bebé se convierte en un elemento que evidentemente absorbe toda la atención por parte de la madre, el papá también se vuelve participe de esta convivencia, sin embargo, no existe el mismo lazo que se crea con mamá (después del 5to mes, la relación se intensifica) por qué no lo tuvo en sus entrañas, ni experimento el gran dolor y alegría que es vivir un parto.

Cuando llega el bebé a casa, la mujer comienza a descuidar su cuidado personal, ya no se arregla como antes, cada segundo de su vida se lo dedica al bebé. En este tiempo el hombre evidentemente se siente desplazado, y no solo en el aspecto sexual, que se deja totalmente de lado.

El término pareja desaparece por completo, el tiempo compartido, convivencia, salidas, idas al cine, dejan de ser una constante en la vida cotidiana, por que existe una primera prioridad: satisfacer al bebé 24 horas, 7 días de la semana, los 365 días del año.

Quizá y la intensión de la mujer, siempre fue ser madre y es completamente normal. Se convierte en una madre sacrificada en todos los aspectos laboral, de pareja y personal.

Los primeros meses es normal que sucedan y se desarrollen estas actitudes. Sin embargo, los hijos se deben incorporar a la vida de familia, no la familia al niño.

 ¿Cuándo sucede esto? Cuando el bebé comienza a tener horarios establecidos, tanto de comida, como de sueño.

 La solución para recuperar a tu pareja

Ambos deben de compartir la responsabilidad y la alegría de compartir tiempo con el bebé. Al mismo tiempo no tienen que rescatar su vida de pareja ¿cómo? Aprovechar espacios de atención no dividida. Como individuos cada uno tiene necesidad de tener tiempo libre: hacer ejercicio, salir con sus amigos o simplemente ver la tele.

Platíquenlo, organícense y establezcan un horario diariamente donde dejen a un lado las responsabilidades, el trabajo, al hijo, para centrarse totalmente en la pareja.

Salgan a cenar, al cine, vean la tele o simplemente pasen el rato abrazados.

La reconexión, entre ustedes surgirá de nuevo.

Notas relacionadas:

¿Qué es lo que más admiras de mamá?. Aquí

7 frases de mamá que no entendiste hasta tener hijos. Aquí

¿Por qué ya no quiero tener relaciones sexuales con mi esposo?. Aquí