Herramientas para sanar y crecer espiritualmente con Reiki

¡Comparte en tus redes!

¿Sabes qué es el Reiki?. Descúbrelo hoy y conéctate con las herramientas indicadas para sanar y crecer espiritualmente.

jardin

El flujo energético

¡Mmmm, qué delicia el aroma a café por la mañana!, o de esa bebida que hace de tu día un mejor amanecer y de tu entorno un ambiente más llevadero.

El acelere, el tráfico, el estrés y las pinshi mil cosas que nos inundan la agenda laboral y personal, pocas veces nos dejan espacio para armarnos de mejores herramientas para que los altibajos de la vida no nos den un certero puñetazo y nos tumben un día de estos.

No es que se apueste por el azote o el dramatismo en todo ¡para nada!, sólo que es natural a veces que vivamos una serie o racha de días que parecieran una maldición interminable y ¿en realidad lo son?

Áreas de oportunidad 

Acá es donde entra en acción el Reiki a echarte el paro con sus 5 principios básicos, donde todas tu áreas de oportunidad serán puestas a prueba en el día, además de mejorarlo mientras te enfocas en sus ideales:

    1. Sólo por Hoy, ama
    2. Sólo por Hoy, confía
    3. Sólo por Hoy, trabaja honestamente
    4. Sólo por Hoy, agradece por todo lo bueno que te rodea
    5. Sólo por Hoy, sé amable con tu vecino y todo ser vivo

En efecto, son principios súper sencillos y básicos, pero que en la práctica nos muestran qué es lo que necesitamos trabajar más en nosotros para sanarnos y crecer espiritualmente, impulsándonos en energía e intenciones.

Recuerda que la palabra sin acción está muerta y que más que repetir como la esposa del prófugo ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte, "Sí merezco abundancia", créala en tu mente y aliméntala con los 5 principios de Reiki para mantener tu balance y ver pronto los resultados de tu trabajo tanto dentro como fuera de tí.

¿[email protected] para empezar el día?

NOTAS RELACIONADAS

Crea tu propio espacio sagrado en casa. Aquí.

"Sí merezco abundancia", por los Duarte. Aquí.

un recurso para la autoestima: Taller de Eneagrama de Evolución Terapeútica. Aquí.