¡Comparte en tus redes!

Cuándo dejar de amamantar a tu bebé

El mundo entero sabe que la leche materna es el mejor alimento para un bebé, ya que le proporciona los nutrientes y anticuerpos necesarios para fortalecer su organismo. Pero… ¿Cuándo hay que dejar de amamantarlo?

Existen muchas versiones al respecto. Algunos aseguran que los bebés deben ser destetados a los seis meses de edad, otros dicen que debe ser después del año, y unos más que la lactancia materna no debe interrumpirse antes de que el niño cumpla tres años.

De hecho, los romanos eran de esta opinión. Consideraban que los niños debían ser amamantados hasta que tuvieran todas las piezas dentales, lo cual no ocurre antes de los 36 meses de edad.

En India, se cree que mientras más se amamante a un niño, más años vivirá, por lo que los pequeños son destetados hasta los 9 años.
Mientras tanto, el mundo musulmán recomienda mantener la lactancia materna hasta los dos años, pues así lo establece el Corán.

Sean cuales sean tu cultura y religión, la Organización Mundial de la Salud recomienda alimentar a los bebés exclusivamente con leche materna, durante los seis primeros meses de vida. Posteriormente, deben agregarse alimentos sólidos y dárseles tres comidas al día

Asimismo, establece que la lactancia materna debe mantenerse hasta los dos años de vida, aunque asegura que el periodo puede ampliarse sin que ello tenga consecuencias negativas para la mamá y el niño.

De acuerdo con la Asociación Americana de Pediatría, el destete puede ocurrir cuando el bebé lo decida, o cuandoamamantar la mamá lo considere prudente.

Bebé. No esperes detectar señales de que tu hijo ya no quiere tomar leche materna. Ese momento se presenta de un día para otro. Por lo general, ocurre en el octavo mes de vida, aunque hay bebés que prolongan la lactancia hasta los 15 meses de edad.

Mamá. Puede darse el caso de que las ocupaciones laborales, o la necesidad de someterse a un tratamiento médico obliguen a la madre a dejar de amamantar. En estos casos será necesario adoptar algunas medidas físicas que detengan la producción de leche, tales como:

  • No estimular el pezón bajo ningún concepto, no utilizar el extractor de leche ni poner al bebé al pecho.
  • Utilizar vendajes o bien un sujetador dos tallas menores a las que utiliza normalmente.
  • Aplicar frío en la zona si está dolorida o note subida de leche.

Si decides dejar de amamantar a tu pequeño, debes ser paciente, porque a tu bebé le tomará tiempo adaptarse a la nueva situación. Te recomendamos que lo hagas poco a poco. Si interrumpes la lactancia de forma abrupta, puede resultar traumático para el niño.

Aquí te dejamos tres técnicas para destetar a tu hijo paulatinamente:

  1. Sáltate una toma. Reduce las tomas de una a una, a lo largo de varias semanas. Con eso le darás tiempo a tu bebé de adaptarse al cambio. Como sustituto puedes darle un vaso o biberón de fórmula láctea, tu propia leche extraída, o leche de vaca (siempre y cuando tenga más de un año).  Ten presente que las tomas antes de dormir pueden ser más difíciles de eliminar; por lo que son las últimas en quitar. Con esta técnica también permitirás que tu producción de leche disminuya poco a poco, sin que tus pechos queden hinchados o adoloridos.
  2. Acorta el tiempo de cada toma. Reduce el tiempo en el que amamantas a tu bebé. Si lo normal es que coma durante cinco minutos, prueba con tres. Dependiendo de su edad, prueba dándole luego algo de comida adicional.
  3. Posponer y distraer. Retrasa las tomas distrayéndolo con una actividad. Este método funciona con los niños más grandes, pues puedes razonar con ellos.

Si ninguna de estas técnicas funciona, tal vez tu hijo no está listo. No lo presiones e inténtalo nuevamente en un mes.

LEE LA SIGUIENTE NOTA