¡Comparte en tus redes!

Decisiones del pasado, principal impedimento a tu prosperidad

Edgar SpringallComencemos por preguntar algo que podría tener una respuesta obvia:

¿Realmente existe el pasado?

La física cuántica afirma que realmente no existe el pasado ni el futuro.

La idea es que el pasado, presente y futuro ocurren al mismo tiempo en el ahora y no hay un flujo de tiempo. Solo existe el ahora el cual está determinado por nuestra posición en el espacio.

Para nuestra vida práctica realmente no es necesario entender el tiempo o la visión cuántica del mismo, sino que no existe como un flujo del tiempo, sino que lo que experimentamos es un ordenamiento de tiempos.

¿Si el pasado no existe entonces por qué lo sentimos real?

El ordenamiento de tiempos está dado por nuestros recuerdos y solo existe en nuestra mente. Esto es útil para ordenar un drama de nuestra vida y darle continuidad a nuestra historia que se nos está desarrollando y crea una aparente línea de tiempo.

¿A muchos de nosotros nos duele el pasado y si no existe en el ahora porque hay necesidad de cargarlo toda la vida?

La verdadera causa de que cargamos el pasado es, que una de nuestras funciones más importantes de nuestra mente subconsciente es la de estar constantemente arreglando lo que consideramos los errores de nuestro pasado. A esto se le llamaría arrepentimiento.

La verdadera causa de no poder soltar el pasado es el arrepentimiento.

Si nos sentimos arrepentidos de alguna decisión que hayamos tomado en el pasado, nuestra mente está constantemente buscando solucionar el evento. Moldeamos nuestras vidas a través de decisiones importante que tomamos en nuestras vidas en puntos de elección importantes (choice points). Si por alguna razón pensamos que debimos de haber tomado otra decisión, normalmente sentiríamos arrepentimiento y nuestra mente constantemente trataría de arreglar el evento.

¿De qué manera haría esto?

Normalmente si es un evento que es solucionable nuestra mente buscaría resolverlo, como por ejemplo: deudas. Este fenómeno se sentiría como culpa en donde mi mente me recordaría constantemente remendar el pasado.

Pero si el evento no tiene solución como la muerte de un hijo o algún accidente la mente buscaría resolverlo a través de auto-castigo.

El arrepentimiento es la causa del auto-castigo o auto-sabotaje y el principal obstáculo de recibir abundancia y prosperidad.

Como vivimos en una sociedad en donde normalmente esta aceptado castigar a terceros por tomar malas decisiones nuestra mente trataría de solucionar eventos del pasado a través de auto-castigo en caso de que estos no se solucionen rápidamente.

Por ejemplo, si una persona se arrepiente de haberse casado o de su elección de su pareja la manera de pensar de la mente es: como ya me equivoqué ya no me merezco las cosas buenas de la vida. Aunque un arreglo racional sería una separación o solucionar la relación de pareja estamos acondicionados a vivir con nuestros errores y soportarlos.

Esto es debido a un acondicionamiento muy fuerte de la escuela, en donde normalmente no recibíamos segundas oportunidades en los exámenes para cambiar nuestras decisiones y nos condicionamos a aceptar nuestro error (examen reprobado) y la solución normalmente era el recibir castigo de nuestros padres.

Normalmente nos castigamos por nuestros errores, en vez de aprender de ellos y cuando nuestros padres no están para regañarnos, tenemos un autocrítico en nuestra mente que toma la función de ellos a través de recordarnos nuestras fallas y fracasos.

Por eso el miedo a equivocarse es de los miedos que más puede paralizarnos.

El error lo deberíamos de ver como una herramienta de crecimiento en vez de algo que queremos evitar.

Si no pensáramos que es malo equivocarse y que nos hace humanos en vez de deficientes, nuestras malas decisiones del pasado no tendrían tanto peso en nuestras vidas.

Luz y Amor.

Edgar Springall