¡Comparte en tus redes!

'Dejar ir' Tips que te ayudarán durante esa etapa de duelo

Dejar ir es una de las cosas más complicadas que existen, no importa si se trata de un momento, una persona o una creencia, este proceso es complicado y muchas veces da miedo porque cambia el rumbo de nuestra vida, y aunque este cambio muchas veces puede ser positivo, la realidad es que también es aterrador, es por esto que en general es tan difícil.

Lo realmente complicado de dejar ir son dos cosas:

  1. Por una parte habrá un momento de duelo: cada quien lo vivirá de forma distinta, algunos se enojan, otros se duelen y hay quienes incluso se desconectan y no sienten. Es perfectamente normal que nos pasen esas cosas cuando estamos en duelo. Dejar ir es doloroso porque eso que hoy se va nos acompañó, de la forma que sea, y crecimos con ello, por lo que es importante saber que es perfectamente normal vivir ese duelo para tener paciencia y tomártelo con calma.
  2. Da mucho miedo: conozco personas que están aferradas a relaciones que les hacen daño, a ideas que los coartan o incluso a trabajos que no les gustan con tal de no vivir esta sensación de incertidumbre y no aventarse a lo desconocido, pero, ¿podemos culparlos?, en muchos momentos de mi vida yo he hecho lo mismo. En mi experiencia lo importante es aprender a saber qué precios estamos pagando. Si eres alguien como yo, que no quiere pagar el precio de vivir una vida donde no estés conforme con tu persona (tu pareja, el trabajo que tienes, etc.), entonces te invito a que tengas el valor de hacer algo distinto, moverte a un terreno con una diferente vista y donde puedas aprender cosas diferentes, con todo y el miedo.

Tal vez te estés preguntando cómo hacerle para sí poder dejar ir. Lo primero será ser honesto contigo, notar que esa situación que te es incomoda y donde pagas precios, realmente podría ser diferente, y poco a poco abrir esa posibilidad en tu mente, después ver cómo te quieres sentir, alinear lo que piensas con lo que quieres y al final ser valiente y dar un paso al vacío donde no sabrás que todo va a estar bien, pero sí sabrás que ya no será igual. Dando este paso acabas de emprender un viaje, el destino es ese lugar donde quieres sentirte en paz.

En resumen te recomiendo que cuando dejes ir las cosas, te des permiso de vivir el proceso, y cuando veas a alguien en una situación de duelo, más que juzgarlo, te pongas en sus zapatos y veas que la forma de procesar la pérdida de esa persona es diferente a la tuya.
Algunos tips que te puedo dar son:

  1. No importa lo pequeño que parezca, una pérdida implica un duelo.
  2. Más que pasos definidos del duelo, lo que se ha observado es que son momentos y no todo mundo pasa por los mismos.
  3. Mientras más paciencia tengas y confíes mas en que lo que sientes, más rápido podrás acomodar el proceso de perdida.

¿Y tú que cosas mantienes en tu vida aun sabiendo que ya es el momento de algo diferente?

Fabio Valdés Farrugia