¡Comparte en tus redes!

¿Qué hacer si descubres que alguien de tu chamba está robando?

Aunque suene feo en estas épocas es normal que los empleados roben dentro de su lugar de trabajo, se pueden robar los clips, los folders, las servilletas, las sillas y los más pro por así decirlo, pueden robar la propiedad intelectual de la empresa, datos financieros, bases de datos y hasta tus recipientes de comida.

robando

De acuerdo con especialistas el robo por trabajadores de la empresa, ocasiona pérdidas de entre 30 y 35%  en las ganancias de la empresa no importa del tamaño que sea y puede afectar hasta en un 10% el inventario de las organizaciones.

Si tu eres un ser pulcro y santo, amas tu trabajo y a tu empresa, pero sabes que Juan cho Palomares está haciendo chanchullo dentro de la empresa y piensas hacer algo, esto es lo que te recomendamos:

1.- Confróntalo.

Si ya lo viste o lo agarras con las manos en la masa, hazle saber que ya sabes que está robando, si puedes hazlo entrar en razón y que tarde o temprano se van a dar cuenta.

2.- Enfatiza.

Enfatiza con tu compañero de trabajo en caso de te explique sus motivos para robar los artículos. Querrás parecer preocupado e incómodo y no enojado y condescendiente. Explica a tu compañero de trabajo que entiendes sus motivos pero que está poniendo en riesgo su trabajo

3.- Habla con el jefe.

Hazle saber a tu jefe la situación, pero sin echar de cabeza al ladrón. Con esto tu jefe tomará cartas en el asunto y chance podrá evitar que siga la situación.

4.- Denúncialo.

Acúsalo con tu jefe, pero con los argumentos o pruebas suficientes, de lo contrario el ladroncito te la puede voltear y apelar que le tienes envidia y qué quieres que lo corran.

5.- Atrápalo con las manos en la masa.

Puedes grabarlo o tomarle fotos, al momento que este robando para después amenazarlo con delatarlo, obvio no es una extorsión, no le pedirás dinero, solo es para que lo deje de hacer y conserve su empleo.

 

Si cachan hurtando a un empleado puede ser acreedor a una sanción de un mes a tres años de prisión, esto según el Código Penal, pero si se califica como robo simple según el artículo 212 la sanción es de seis meses a seis años de cárcel.

O bien, el patrón puede obligar a pagar por lo extraído o solicitar que le paguen los daños y perjuicios causados.

Así que, si sabes de alguien que anda de pillo robando en tu empresa, échale la mano y ayúdale a sacar la copiadora, ¡No es verdad! Confróntalo y hazle ver su error, si su comportamiento sigue, acúsalo con su mamá o con el jefe.

Notas relacionadas: 

¿Desempleado? No eres el único. Así está nuestro país. Aquí

Lo bueno y lo malo de checar tu Facebook en el horario de oficina. Aquí

7 consejos básicos para ser más eficiente en tu trabajo. Aquí