¡Comparte en tus redes!

Distractores que afectan tu productividad

Distractores que afectan tu productividad

Distractores que afectan tu productividad

En el trabajo cumples con un horario establecido en cada jornada laboral, pero las horas que estás en la oficina pueden no ser suficientes al final del día. Entonces ocurren dos cosas: dejas el trabajo para después o te quedas horas extra.

A veces quisieras que el tiempo te bastara para realizar todas tus actividades, llegas a pensar que no es posible, pero sí lo es. Sólo necesitas deshacerte de pequeños detalles que lo único que hacen es convertirte en un empleado menos efectivo. Aquí algunos distractores que afectan tu productividad.

1.- Salidas. La mayoría de los Godínez sale de la oficina por distintas cosas, a fumar un cigarro, a comprar algo a la tienda, a platicar un momento, después a acompañar a alguien más que también quiso ir a la tienda, etc. Salir y estirar las piernas es bueno, pero evita que esos minutos se acumulen y te roben todo tu tiempo.

2.- Las redes sociales. En la actualidad es muy fácil volverse adicto a las redes sociales, todo mundo revisa constantemente su Facebook, Twitter, Instagram, etc., es muy fácil perder uno o dos minutos en un instante, media hora después vuelves a revisar qué hay de nuevo, súmale otros cinco minutos, a los 20 minutos un amigo te escribió y pierdes 10 minutos. Así, sumando esos breves instantes, terminas perdiendo el equivalente de 2 horas. Te recomendamos establecer horarios para esta actividad, o en la mañana o al salir de la oficina.

3.- Celular. Además de que en tu teléfono inteligente tienes redes sociales, también lo usas para ver tus fotografías, tomarte una selfie, enviar mensajes de texto, llamar, enviar un WhatsApp, etc. Si en verdad quieres eliminar la distracción, apaga tu dispositivo electrónico, al menos en tus horas de intenso trabajo.

4.- Revisar el correo. Es una herramienta de trabajo, pero responder correos a clientes o compañeros de trabajo y revisar el email puede volverse una actividad que te quita tiempo, transformándose en algunas ocasiones en un distractor. Establece horarios para la revisión del mail, y contesta sólo los más importantes.

5.- Internet. Es bastante sano informarte, leer alguna nota que ayuda o estar al tanto de los acontecimientos del país y del mundo es útil, incluso si sigues un blog sobre alguna actividad que disfrutes, por ejemplo el deporte. Pero evita que esto consuma todo tu tiempo.

6.- Compañeros. Todos tenemos un compañero o compañera que quiere tomar más minutos de la hora de comida, que se pone a platicar en horas de trabajo y te quita tiempo contándote las cosas más relevantes de su vida. Es bueno hacer amigos y mantener un ambiente amigable, pero por tu propio bien respeta tus momentos de trabajo, procura trabajar en silencio y evita distraerte más.

7.- Visitas inesperadas. A muchos nos pasa, llegamos a la oficina con el objetivo de avanzar lo más que podamos, pero a mitad del día llega el novio, la novia, un familiar, un amigo y... ni modo, sales a comer con ellos. Trata de prever este tipo de situaciones adelantando trabajo y no tardándote allá afuera, pues dejarías una mala impresión. Si se trata de una visita  inesperada, dile amablemente a tu ser querido que no dispones de mucho tiempo.