¡Comparte en tus redes!

El riesgo de tener mejores ingresos que él

ingresosmujerAunque es cierto que aún hay una marcada diferencia entre los sueldos de hombres y mujeres, cada vez es más frecuente que las damas ganen más que sus parejas.

En teoría, esta situación debería resultar benéfica para la pareja, pues garantiza mayor estabilidad; sin embargo, muchos hombres se sienten incómodos y hasta inseguros por no ser ellos los que más aporten a la economía del hogar.

Debes saber que más que una actitud machista, esta reacción obedece a una cuestión cultural y de educación. Estamos acostumbrados a ver a la mujer como un ser que requiere protección y cuya función principal es el cuidado de la casa y los hijos.

Pensar en ellas como personas independientes y capaces de hacer frente a todos los gastos de la casa, les hace cuestionarse su papel en la relación.

Y sí, aunque muchos bromean sobre los felices que serían si su mujer los mantuviera, en la realidad, se sienten desplazados como proveedores y llegan a considerarse desechables.

Parece absurdo, pero la diferencia de ingresos es una de las principales causas de divorcio, por lo que vale la pena analizar cómo estás llevando esta situación:

  1. Recriminar. Jamás, ni siquiera en una discusión, le eches en cara que ganas más que él. Esto sólo aumentará la tensión.
  2. Reconocimiento. Es importante que tu pareja sepa que su masculinidad no radica en cuánto dinero aporta a la casa. Recuérdale todas las áreas en las que destaca y sí, debes hacer hincapié en el ámbito sexual.
  3. Compartir. Al ser una pareja, los beneficios de tener mejores ingresos deben ser para ambos. Pueden irse de viaje juntos o comprar algo que siempre han deseado.
  4. Culpa. Es importante que jamás te sientas culpable por tu éxito laboral. Debes disfrutar tus triunfos e incluir a tu pareja en cada pequeño logro.
  5. Respeto. El hecho de aportar más dinero no te vuelve su jefa, así que debes respetar sus proyectos y tiempos.
  6. Separa. Al llegar a casa, olvídate de tu papel de ejecutiva y mujer de negocios. Debes ser compañera, cómplice, amiga y amante.
  7. Presupuesto. Una forma efectiva de ahorrarse problemas es armar un presupuesto y dividir los gastos de la casa.

Lo más importante es que no permitan que el dinero gobierne su vida y su relación.