¡Comparte en tus redes!

Entrenador sube 30 kilos para entender a sus alumnos

Entrenador sube 30 kilos para entender a sus alumnos

Entrenador sube 30 kilos para entender a sus alumnos

Seguramente ya has visto el programa de televisión, es algo que llama mucho la atención, ¡entrenadores que engordan con el propósito de comprender mejor a sus alumnos! Suben 30 kilogramos de peso en 4 meses alimentándose con comida chatarra y gaseosas, de esta manera logran tener una empatía con sus clientes.

Muchos expertos desaprueban el proceder de estos preparadores físicos, pues aseguran que es muy peligroso para las personas acostumbradas a cuidar su alimentación y a hacer ejercicio cambiar de hábitos estrepitosamente y subir 30 kilos en 4 meses ingiriendo comida chatarra. Es muy notorio que mientras el entrenador va subiendo de peso su salud se va deteriorando, pero no sólo eso, se muestran signos de pérdida de confianza, a esto se le suman problemas de autoestima, con todo esto junto el entrenador logra ponerse en el lugar de sus discípulos.

¿Cómo empezó todo? Un entrenador personal estaba tan frustrado porque no lograba que sus clientes obesos bajaran de peso que fue al extremo de subir 30 kilogramos para ponerse en su lugar y entender cómo se sentían. De este experimento nació la serie televisiva "Entrenadores fuera de línea" que muestra en cada capítulo cómo un disciplinado instructor con cuerpo saludable se compromete a subir de peso en cuatro meses, para después ponerse en forma a la par de su cliente. El programa se transmite los lunes a las 21:00 horas por A&E.

El televidente observa el proceso en que los músculos de los entrenadores se van cubriendo de grasa, sus cuadritos en el abdomen desaparecen y en su lugar se va formando una inmensa barriga bastante abultada, cuando los clientes gorditos ven el sacrificio y compromiso de su entrenador se sienten obligados a dar lo mejor de sí y acatar las indicaciones del experto. El desenlace no se queda en que entrenador y cliente se quedan gordos, hay un final feliz. A la par, los dos logran bajar de peso y ambos se sienten muy satisfechos.

Alberto Brito