¡Comparte en tus redes!

¡Evítalos! Estos son los 7 errores más comunes entre los emprendedores

Ante la falta de oportunidades laborales, cada vez más personas deciden sumarse al mundo del emprendimiento.

La posibilidad de ser tu propio jefe y controlar tus son sólo algunos de los beneficios de iniciar tu propio negocio; sin embargo, convertirte en un emprendedor no es tan sencillo como parece. En el camino, las personas suelen cometer errores que pueden costarles el éxito de su nuevo proyecto.

Para evitar que esto te suceda, hemos consultado con algunos expertos que nos dijeron cuáles son los errores más comunes entre los emprendedor okemprendedores. Toma nota y comienza esta nueva etapa con el pie derecho.

  1. Asociarse. Para comenzar tu propia empresa necesitarás contar con recursos suficientes, por lo que primero que pensarás es que necesitas tener socios que aporten capital. En teoría, la idea es buena; sin embargo, debes analizar a detalle con quién te asocias y establecer las reglas de la socia. Muchos emprendedores cometen el error de asociarse con familiares o amigos sin haber tomado en cuenta estos aspectos, por lo que todo termina mal.
  2. Gastos. Por mucho que quieras contar con las mejores instalaciones e infraestructura, al comenzar tu propio negocio, no necesitas más que con el producto o servicio que vas a ofrecer. No hagas gastos innecesarios que pueden llevar a tu empresa a números rojos en los primeros meses.
  3. No preguntar. Al iniciar un negocio es lógico que tengas muchas dudas, por lo que debes acercarte a gente con experiencia en el ramo para que te asesore. Tal como ocurría en la escuela, lo peor que puedes hacer es no preguntar. Te sorprendería saber cuántos emprendedores fracasan por no haber resuelto sus dudas a tiempo.
  4. Préstamos. Como ya hemos dicho, para iniciar una empresa necesitas contar con capital suficiente; por lo que nunca está de más considerar un préstamo bancario. Sin embargo, no puedes aventurarte a pedir un financiamiento o un préstamo si no sabes cómo invertirlo, y, sobre todo, si tendrás la capacidad de pagarlo. Muchos emprendedores cometen el error de pedir el apoyo de una institución financiera sin tomar en cuenta estos aspectos, y de comparar tasas de intereses.
  5. Proyectos. No hay persona en el mundo que no se sienta todólogo. Creemos que tenemos la capacidad y energía para sacar adelante varios proyectos; sin embargo, la mayoría de las veces distribuimos mal nuestros esfuerzos y tiempo, lo que nos lleva a fracasar de la peor manera
  6. Dinero. Estamos conscientes de que un negocio o empresa debe ser redituable, pero no puedes aventurarte a emprender si lo que te motiva es el dinero. Recuerda que el camino para alcanzar el éxito es largo y lleno de obstáculos, por lo que debe estar detrás de tus acciones es la pasión.
  7. Delegar. A muchos emprendedores les resulta imposible delegar responsabilidad. Creen que para que las cosas salgan bien, las tienen que hacer ellos mismos. Lo cierto es que contratar y entrenar empleados que se hagan cargo de las tareas hace que el jefe pueda descansar, pero también marcan la diferencia entre crecer y quedarse estancado.

¿Estás listo para ser un emprendedor exitoso?