¡Comparte en tus redes!

Tu felicidad depende de ti

Angie SaizMuchas veces oímos historias en donde las personas culpan a los demás de su infelicidad, tristeza, enojo, etc...

Lo que no se han dado cuento es que cada uno somos responsables de lo que hacemos con nuestras emociones, no podemos pedir abrazos, besos, caricias o lo que creamos que nos haga falta.

Si no tuviste un papá o mamá amoroso, caerías en un error de buscar una pareja que llene ese vacío o que cumpla esa función.

Lo que de pequeños no nos dieron, eso ya pasó y es parte de nuestro pasado, hoy ya somos adultos y somos responsables de sanar cualquier huella de abandono o carencia, el culpar a los demás no nos ayuda a crecer, el ver nuestras debilidades, sanarlas y seguir adelante nos ayudará a ser mejores, si estás esperando que alguien te apapache, tu hazlo, si estás esperando a que alguien te de un regalo, tu cómpratelo, mímate, ámate, cuídate y no esperes o dependas de que alguien más lo haga, tenemos que recordar que somos seres completos y si la pasamos bien con nosotros mismos, seremos buena compañía para los demás.

Cuando tu te amas, elevas tu vibración, te darás cuenta de que no "necesitas" que nadie te este demostrando nada, es muy diferente cuando ya elevaste tu vibración y desde el amor disfrutas la compañía, dejas que las cosas fluyan y no tienes ese hueco, vacío y necesidad de que alguien se relacione contigo desde tus carencias.

Todos sin importar las diferentes situaciones, tenemos un papá y mamá biológicos, aunque por alguna razón no hayan estado presentes.

Si les damos un lugar y agradecemos por darnos la vida, empezamos a sanar nuestra primer huella de abandono.

Todos vivimos diferentes etapas y procesos por los que debemos pasar, ninguna historia es igual a otra, ya que somos seres individuales y únicos, cuando esa primera parte no la sanamos, se nos va haciendo largo y complicado el camino en torno a las relaciones de pareja ya que nunca están bien con las relaciones que tienen, siempre exigen demasiado en cuanto a muestras de cariño y también se buscan relaciones tormentosas porque inconscientemente ya saben que al final se van a ir y así no sufrirán otro abandono inesperado.

Un beso, cariño, ternura, amor no es algo que tengas que pedir ya que es algo que nace y se da.

Es importante también trabajar en tu autoestima y darte cuenta de porque necesitas tanta atención y reconocimiento, todas las carencias de nuestra vida las tenemos que sanar nosotros, no nuestra pareja.

En una hoja blanca, con pluma azul o morada, haz una carta para tu papá y otra para tu mamá, agradéceles que te dieron la vida, que hoy estás aquí y diles todo lo que necesites con un fin sanador para tu corazón, al final agradece de nuevo.

Le vas a poner saliva a tu dedo y lo pasas por lo que escribiste.

Después la quemas, pidiendo que el fuego sane y transforme todo aquello que necesite tu alma y las cenizas que queden las soplas al viento, visualizando como ese dolor, carencia y más se va y ya no está en ti.

Después vas a comprar una flor, la que más te guste y te la vas a pasar por la cabeza, corazón y manos, vas a visualizar como te llenas de amor, emociones y pensamientos más lindos que deseas.

Ábrete al amor siempre amándote primero tu.

Vas a decir " A partir de hoy, aquí y ahora soy responsable de mi felicidad, de lo que elijo, siento, pienso y atraigo, mi vibración esta en amor y armonía con todo el universo".

La flor la vas a dejar en un vaso de cristal transparente con agua, cuando se seque la tiras en algún lugar con tierra, fuera de tu casa.

Angie Saiz

Bendiciones )0(