¡Comparte en tus redes!

¿Has jugado con los dados sexuales?

Una buena sesión de sexo siempre comienza con besos y caricias que poco a poco van subiendo de intensidad. Si tocas y estimulas a tu pareja como es debido, puedes dejarla ardiendo de deseo y pidiendo que la hagas tuya en ese mismo momento. ¿Conoces los dados sexuales? en breve te enterarás en que consiste...

Y aunque no dudamos de tus increíbles habilidades para fajar, ¿qué te parecería mejorar la experiencia añadiendo el elemento sorpresa? Hacerlo es más fácil de lo que crees y no tiene que desembolsar un peso. Sólo tienes que desenterrar alguno de tus viejos juegos de mesa para conseguir un par de dados.

Tal vez hayas escuchado de los dados sexuales o dados eróticos. Se trata de un juego que está ganando popularidad, pues permite a las parejas dar variedad a los juegos previos y tener las sesiones de sexo más intensas de sus vidas. ¿Te animas a probarlo?

Para jugar con los dados sexuales tienes dos opciones. Puedes comprar los que venden en las sex shops o usar unos comunes y corrientes. Los primeros, en vez de tener un número en cada lado del cubo, muestran la foto de una mano del cuerpo o marcan una acción (lamer, besar, morder, etcétera).

Si decides usar la segunda opción, deberás asignar un significado a cada número. Por ejemplo:

DADO 1:

  1. Lamer
  2. Morder
  3. Besar
  4. Acariciar
  5. Pellizcar
  6. Soplar

DADO 2:

  1. Oreja
  2. Labios
  3. Pezones
  4. Cuello
  5. Piernas
  6. Nalgas

Obviamente, el significado de cada número dependerá de lo que tú y tu pareja disfruten. No necesariamente tienes que emplear los conceptos que hemos sugerido. Te recomendamos que anotes en una hoja la palabra que corresponde a cada número, pues al calor de momento, seguro te falla la memoria.

¿Cómo se juegan los dados sexuales?

El juego es bastante sencillo. Por turnos, tu pareja y tú tirarán los dados, los cuales les mostrarán la acción que deben realizar y en qué parte del cuerpo.

Ojo, la combinación que muestren los dados será lo que tú debes hacerle a tu pareja y viceversa. ¿Por cuánto tiempo? Eso depende de ti. No hay límite, aunque si haces bien las cosas, podrías regalarle a tu pareja más de un orgasmo y sin haber llegado siquiera a la cama.

Y si este juego te parece divertido, puedes elevar la pasión cambiando el significado de los números por posiciones sexuales y partes de la casa.

¡Que te diviertas!

Notas relacionadas:

Poliamor: Todo lo que debes de saber para tener más de una pareja. Aquí

Cómo pasar de amigos a amigos con derechos. Aquí 

5 nuevas formas de masturbarte. Aquí