¡Comparte en tus redes!

Una nueva perspectiva sobre la familia

En este país libre; que sólo se distinga a un americano de otro; sus vicios y sus virtudes.

José maría Morelos y pavón.

(Sentimientos de la Nación.)

 

Javier GarridoEn estos días hay un tema polémico en redes sociales y medios de comunicación masiva, el cual quisiera conocer más a fondo.

El ejecutivo promueve una reforma al art. 4 de la Constitución Política Mexicana lo que llevara a la modificación del código civil y exige una nueva perspectiva a nuestra sociedad sobre el tema de la familia.

Desde mi punto muy personal esta propuesta que pronto estará vigente ya que la Suprema Corte de Justicia está muy a favor de realizar este cambio, es lo más aplaudible que ha realizado el ejecutivo. Ya que nos habla de una transición importante en el concepto tradicional de Familia. Concepto que ha estado en evolución constante desde sus orígenes en el latín, donde el significado nos hablaba de un grupo de esclavos unidos y después se transformó a hambre que traía con responsabilidad al padre de la familia que tiene la obligación de alimentar a el grupo de personas que se reúnen para ser alimentadas hasta llegar a ser un grupo de personas reunidas y unidas por lazos parentales, sanguíneas y etc. Hasta poder consolidar mayores derechos para todos los miembros de esta pequeña sociedad. Sin importar su raza, credo, condición social, ni preferencia sexual. lo que es impactante es como nuestra sociedad ha tomado este tema al saber que este beneficio incluye la consolidación y aceptación del título “familia” a las personas del mismo género. Si esto no fuera suficiente se anexó al tema la idea de que este sector tuviera la posibilidad de realizar una adopción y eso puso dinamita en las opiniones creando indignación y movilizaciones para expresar su descontento. Los fundamentos que expresan los manifestantes es que no aceptan esta reforma por el bienestar y salud de los niños. Sus mentes no alcanzan a comprender como podría ser la vida de estos pequeños abandonados por padres heterosexuales viviendo en familias homoparentales o lesbomaternales además de dejar de forma implícita que les preocupan los ejemplos morales que recibirán al crecer así. Lo que más se expone es la falta de respeto y tolerancia y esos son 2 grandes tumores sociales; porque esos pensamientos al extralimitarse se convierten en acciones y esas acciones nos llevan a la violencia sin conciencia cosa que la mayoría no apoyamos. Porque cuando alguien se manifiesta, lucha o hasta se violenta por defender sus derechos tiene fundamentos obvios e instintivos, pero cuando realiza los mismos actos para negarle los derechos a alguien más, es un abuso.

Negarle los derechos a un grupo en específico no nos hace mejor que el ku klux klan o alguna otra organización discriminante y aborrecible como muchas de este tipo. Hacerlo en masa no nos hace crecer como sociedad, no nos hace ser mejores seres humanos y guardar silencio y no manifestar descontento ante estos actos, nos hace cómplices.

Querer una mejor sociedad es trabajar por ella. al aceptar los derechos de este sector de la población en nuestro país podremos acercarnos a combatir dos grandes complejos que hemos adquirido como sociedad “el machismo y el Feminismo” que más que ayudar a integrar; genera divisiones y problemas en los criterios.

Es importante reubicar que la parte más polémica de este debate es por la adopción y ejercer este derecho implica una serie de filtros estrictos e importantes para una familia heterosexual, y en su momento corresponderá vivir esta situación a las parejas homosexuales; el interés de los defensores de los derechos de los niños tienen cabida en este punto para contribuir a señalar que tipo de lineamentos consideran sean fundamentales y deberán cumplirse para obtener las responsabilidades de los niños que buscan adoptar.

Creo que en este momento es bueno recordar lo que alguna vez menciono el gran Reformador de la Patria.

“El Respeto al Derecho Ajeno es la Paz”

Francisco Javier Garrido Ruíz