¡Comparte en tus redes!

Linkedin, conócelo es tu mejor carta de presentación

Las cosas están tan difíciles en el mercado laboral que hay que aprovechar cualquier herramienta disponible para tener una ventaja sobre el resto de los mortales que, como tú, están desesperados por conseguir una oportunidad de empleo.

Linkedin es esa herramienta que no puedes dejar de usar. Por si no la conoces, es una red social enfocada cien por ciento enfocada a los negocios y el ámbito laboral. De hecho, muchas compañías recurren a ella para encontrar personal.

Sin embargo, los profesionistas independientes, asalariados y hasta emprendedores pueden emplearla. Algunas de las ventajas de tener un perfil en Linkedin son:

  • Puedes estar conectado con otros colegas.
  • Te ayuda a estar al día con las novedades que se produzcan en tu área de interés.
  • Te permite buscar nuevas oportunidades y desarrollar contactos con potenciales clientes.
  • Puedes mantenerte en contacto con tus clientes actuales para mantenerlos informados de las novedades de tu empresa
  • Permite a las compañías estar en contacto con empleados potenciales.
  • Tiene un alcance global, por lo que bien podrías encontrar el trabajo de tus sueños en el otro lado del Planeta.
Linkedin es la red social especializada en el ámbito empresarial

Linkedin es la red social especializada en el ámbito empresarial

La mejor parte es que para sacarle provecho a Linkedin, no tienes que gastar un solo centavo (bueno sólo el consumo de internet y energía eléctrica). Eso sí, debes aplicarte y mantener tu perfil actualizado (no con MEMES y GIFS, como tu Facebook).

Aquí te dejamos unos tips que seguro te funcionan:

  • Considera que reclutadores, empresas y uno que otro colega revisarán tu perfil para conocerte mejor, así que te conviene pensar en Linkedin como en un currículum vitae.
  • Revísalo frecuentemente para agregar cualquier cambio en tu situación laboral.
  • Sé conciso y a cada puesto que hayas ocupado, agrégale una breve descripción del trabajo que hacías.
  • Añade las ligas a tus demás redes sociales (¡si eres de los que publica puros videos y chistecitos de doble sentido, mejor no las pongas!), algún blog o portal web que tengas.
  • Usa palabras claves relevantes con tu actividad profesional.
  • Sólo comparte enlaces (propios o de otros) que sean de interés para los contactos que tengas en Linkedin. Una cadena de oración o un mensaje para protestar por alguna injusticia, realmente no aportan nada en esta comunidad.

Por último, no olvides unirte a grupos relacionados con tu profesión y participa en la conversación. Haz preguntas, responde las dudas de otros, da tu opinión, pero no te quedes callado.

 

Notas relacionadas:

Si quieres usar Linkedin para encontrar trabajo, aquí te damos unos tips que te ayudarán a lograrlo.