¡Comparte en tus redes!

Adrian Gutiérrez Ávila

Mexicanos necesitamos emprender

 

Esta semana para una participación que tengo en radio me llego un mail preguntando ¿Cuál era la situación laborar para los jóvenes en México? Tema que me pareció muy interesante y me puse hacer mi tarea y aquí te tengo algunos números y consejos para ti.

En México egresan al año casi 450 mil jóvenes de las universidades, ellos a su vez buscan integrarse a la población laboral; todos llaman a los estudios profesionales “Carrera” sin embargo para mí la carrera comienza una vez terminando los estudios, estos solo son la adquisición de herramientas para enfrentar el mundo laboral.

Lo primero que te voy a recomendar si ya eres estudiante es que trabajes, pero no busques trabajar por dinero, busca trabajar para aprender, para aplicar lo aprendido en la escuela, para ganar experiencia, también te recomiendo no uses el trabajo como pretexto para no tener un buen desempeño en la escuela, tu prioridad como estudiante es cumplir con tus estudios y la realidad es que se puede tener un buen desempeño en la escuela y también en el trabajo.

Comenzando a trabajar antes de graduarte ya llevaras ventaja en la “carrera” mientras varios de tus compañeros comenzaran a buscar trabajo después de la graduación, tú ya contaras con años de experiencia.

La universidad es tiempo para experimentar, para innovar, para generar ideas, muchas de las grandes empresas de hoy se gestaron en pasillos o dormitorios universitarios, como estudiante tu cerebro es receptivo a muchos estímulos nuevos y toda esa información canalízala a ideas novedosas.

Lamentablemente los planes de estudios de la mayoría de las universidades están diseñados para enseñarte a ejecutar órdenes, para ser empleados, lo cual en parte no está mal, pero también deben prepararte para la opción de iniciar tu propio negocio.

Para tener tu propio negocio no existe el tiempo ideal, el tiempo perfecto es “ya”, si espera a tener dinero ahorrado, a tener más estudios, a que las cosas mejoren en el país, a tener estabilidad, siempre encontraras un pretexto para no hacerlo y jamás te animaras.

Tener tu propio negocio es cuestión de actitud, de no tenerle miedo al fracaso, de intentarlo una y otra vez, cuantas veces sea necesario hasta tener éxito.

Si eres estudiante de preparatoria y aun no decides que estudiar, te recomiendo estudiar una ingeniería, México necesita ingenieros, necesitamos gente que innove, que cree nuevos productos, nuevas patentes.

De cada 100 mexicanos solo 17 ingresan a la universidad, pero la realidad es que el 81% estudia ciencias sociales o administrativas, quitando al 9% que estudia medicina, tenemos que solo el 10% de los jóvenes en México se deciden por una ingeniería.

Si ya egresaste y no estudiaste una ingeniería, no te preocupes en todas las carreras se puede innovar, solo busca ¿Qué puedes hacer diferente? ¿Qué puedes hacer nuevo? Y hazlo.

La creatividad se trabajar, has ejercicio, lee, toca un instrumento, dibuja, canta, todo es activa el lado derecho del cerebro.

Y sobre todo no dejes de soñar, toda gran empresa comenzó con un sueño.

 

Adrián Gutiérrez