¡Comparte en tus redes!

Películas infantiles que resultaron no ser tan aptas para niños

Touchstone Pictures

Touchstone Pictures

Honestamente, parece irresponsable e imposible de creer, pero es muy común que los estudios de cine, distribuidoras y hasta autoridades se equivoquen al clasificar una película.

El mero hecho de que en la historia participen personajes animados, niños y/o juguetes hace que se le considere una cinta infantil. Y no hay nada más alejado de la realidad.

Seguramente, te habrá pasado más de una vez durante tu infancia. Emocionado, llegaste con tus papás a la sala de cine para disfrutar de lo que prometía ser una increíble película animada, sólo que las cosas no salieron como esperabas. Acabaste asustado, dormido o confundido por lo que acabas de ver.

Para que la historia no se repita con tus hijos, te sugerimos que, antes de comprar los boletos o rentar la película, indagues un poco más sobre la trama. No te conformes con ver el póster y/o tráiler, ya que éstos pueden ser engañosos.

Es más, te dejaremos una lista de películas infantiles que, en realidad, no eran aptas para niños:

  • Dumbo (1941). Tal vez sea una de las películas clásicas de Disney, pero definitivamente no es apta para niños. De principio a fin, la historia está llena de crueldad y sufrimiento. No sabemos cómo reaccionaste tú, pero a nosotros nos destrozó ver cómo golpeaban y encadenaban a la mamá de Dumbo, cuando lo único que ella hizo fue defender a su pequeño.  Y qué decir de la escena de los elefantes rosas. Es una auténtica invitación a beber, total, el alcohol es muy divertido, ¿no?
  • Ted (2012). Este filme es una prueba clara de que ni las distribuidoras, ni los complejos de cine o las autoridades ven las películas para clasificarlas. Por si no lo recuerdas, la historia gira en torno a John Bennet, un niño solitario que desea que su oso de peluche, Ted, cobre vida. El deseo se le cumple, y su mejor amigo es capaz de moverse y hablar. ¿Cuál fue el problema? Que, en realidad, la película muestra a John y Ted de adultos, cuando llevan una vida de excesos: droga, sexo, alcohol. ¿Te imaginas la cara de los niños que estaban en el cine al descubrirla verdadera trama?
  • ¿Quién engañó a Robert Rabbit? (1988). Aunque es una verdadera obra de arte y reúne a los personajes más importantes en la historia de la animación, es imposible que a esta cinta se le considere infantil. La presencia de la sensual Jessica Rabbit, los diálogos en doble sentido y la violencia explícita son una mezcla difícil de procesar para la mente de un pequeño.
  • Las Brujas (1990). Si has visto esta cinta, sabrás que no hay cosa más aterradora que Angelica Hudson caracterizada de la Bruja Mayor. El maquillaje y los efectos especiales usados en esta producción fueron tan sorprendentes que más de uno nos quedamos sin dormir varias noches, después de ver este clásico del cine de terror.
  • Alicia en el País de las Maravillas (2010). Esta versión live action del cuento de Lewis Carroll fue todo un éxito en taquilla, sólo que no gracias al público base de Disney, sino a los adultos. Por momentos confusa y oscura de principio a fin, esta película de Tim Burton es imposible de digerir por la mente de un pequeño.

¿Qué otras películas clasificadas como “infantiles” o “aptas para todo público” no debieran ser vistas por niños?

 

¿Cuáles tu película infantil favorita? ¿Recuerdas alguna frase de sus personajes? Checa aquí una lista de las 25 que todos nos sabemos de memoria.