¡Comparte en tus redes!

Aprende a leer el Plato del Buen Comer

¿Recuerdas la Pirámide Nutricional? Seguramente la llegaste a ver en la escuela o los empaques de cereales y pan de caja. Se trataba de una estructura triangular en la que cada grupo de alimentos ocupaba un lugar, en función a su importancia en la dieta diaria, pero todo cambió y ahora hay algo llamado el Plato del Buen Comer.

Desde 2011, este diagrama fue sustituido por el Plato del Buen Comer. En éste, los alimentos se dividen en tres grupos:

  • Futas y verduras. Son fuente de vitaminas, minerales y fibra que ayudan al funcionamiento del cuerpo, permitiendo un adecuado crecimiento, desarrollo y estado de salud.
  • Cereales y tubérculos. Son fuente principal de la energía que el organismo utiliza para realizar sus actividades diarias. Si se les consume enteros, también son fuente de fibra.
  • Leguminosas y alimentos de origen animal. Proporcionan proteínas necesarias para el crecimiento y desarrollo de los niños; así como para la formación y reparación de tejidos.

Si lo analizas de cerca, en el Plato del Buen Comer, cada uno de los grupos ocupa el  mismo espacio, por lo que ninguno es más importante que otro. Todos cumplen una función específica y debes aprender a combinarlos y variarlos  para llevar una dieta equilibrada.

De hecho, la Secretaría de Salud asegura que no hay alimentos buenos o malos. Lo que sí existen son las dietas correctas, en las que se incorpora un alimento de cada grupo, en cada uno de tus comidas.

Pero eso no es todo. Cuando se diseñó el Plato del Buen Comer, se decidió asignar un color a cada grupo de alimentos:

  • Verde: Frutas y verduras.
  • Amarillo: Cereales y tubérculos.
  • Rojo: Leguminosas y productos de origen animal.

platobuencomer

Se eligieron los colores del semáforo para que la población identifique fácilmente las porciones que debe consumir:

Semáforo rojo

Si te fijas atentamente, las leguminosas tienen un fondo naranja, lo que quiere decir que puedes comer un poco más que de las carnes.

Semáforo amarillo

A los cereales se les asignó este color porque debe consumirlos regularmente, pero con moderación.

En el gráfico puedes notar que entre las leguminosas y los cereales aparece la palabra “Combina”. Lo cual quiere decir que puedes consumirlos juntos para mejorar la calidad de las proteínas vegetales.

Semáforo verde

Incluye sin restricción frutas y verduras. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada persona debe consumir, por lo menos, cinco porciones de verduras y/o frutas diariamente. Las frutas y verduras son indispensables para nuestra salud, poseen múltiples vitaminas, antioxidantes, minerales, fibra y nos protegen de enfermedades.

Como puedes ver, interpretar el Plato del Buen Comer es realmente sencillo. No sólo te permite identificar los grupos de alimentos, sino que:

  • Te muestra cómo combinarlos y variarlos
  • Te facilita la selección de menús diarios.

¡No olvides que tu dieta debe ser completa, equilibrada, variada y suficiente!

Notas relacionadas con el Plato del Buen Comer:

7 alimentos para quemar grasa, dando click aquí.
Los efectos del azúcar en tu cuerpo, dando click acá.
Los chiles que jamás faltan en el plato del buen mexicano, dando click de este lado.