¡Comparte en tus redes!

Psicosis colectiva

En el año de 1999 en Bélgica existía el rumor de que algunos alimentos estaban contaminados, en medio de la rumorología la compañía coca cola se dio cuenta que un lote de refresco había salido con un exceso de un componente que provocaba al consumirlo vómitos y mareos, los primero afectados fueron los alumnos de un colegio los cuales fueron atendidos en un hospital. El rumor de que la coca cola estaba contaminada rápidamente se propago en toda Bélgica y a pesar de que coca cola retiro las coca colas contaminadas en todo el país comenzaron a llegar personas a los hospitales con síntomas de envenenamiento por millares. El rumor de coca colas “envenenadas” llego a Francia, Suiza, Alemania, Italia, Portugal e incluso a Medio Oriente, miles de personas llegaban a los hospitales para ser atendidos, ¿Estaban enfermos? Hay investigaciones completas sobre el tema incluso libros analizándolo, físicamente las personas llegaban con los síntomas de intoxicación  a los hospitales, medicamente la mayoría de los casos eran solo síntomas mentales y los pocos casos de intoxicación eran por otros alimentos. La realidad es que solo 200 personas fueron las afectadas por las coca colas contaminadas, pero cientos de miles en toda Europa creyeron haber sido envenenadas por el refresco.

La consecuencia fue la prohibición temporal de la venta de coca cola en muchos países europeos y el retiro de la mercancía ya en venta además de una afectación en la imagen del refresco que tardo años en ser reparada.

En la década de los 80s yo vivía en Rioverde San Luis Potosí México cuando aparecieron los “narco satánicos” era gente que traficaba con drogas y aparte hacia ritos a satanás asesinando niños, era el tema de moda e incluso algunos cantantes y figuras públicas fueron señalados como parte de la secta. Los narco satánicos llegaron a Rioverde una ciudad de aproximadamente 20 mil personas en medio del estado y del país, un día despertó la ciudad con la noticia de que los narco satánicos se habían robado un niño del colegio donde yo estudiaba, en el colegio no éramos más de 400 niños, sin embargo las mama de los  niños de segundo decían que se habían robado a un niño de sexto, las de sexto decían que a uno de cuarto año y las de cuarto que a uno de primero, al final nunca nadie supo a qué niño se habían robado, pero algo era seguro “de que se habían robado un niño se lo habían robado” en los siguientes días la ciudad lucio desierta, a los niños no nos dejaban salir por las tardes a jugar e iban por todos a la escuela y no nos dejaban salir de ella si no llegaban nuestros papas.

Hoy 30 años después la psicosis se repite, a través de redes sociales llegan mensajes de que en tal escuela, en tal plaza se robaron un niño, los mensajes te los manda algún familiar, algún amigo que te dice “me lo mando alguien conocido”  sin embargo las autoridades afirman que “no hay denuncias ni reportes de robo de niños”. Las psicosis colectivas trastornan a muchas personas y el mejor ejemplo es “la guerra de los mundos de Orson Welles” donde miles de personas creyeron que el mundo era invadido por extraterrestres cuando si miraban por la ventana verían que no pasaba nada. En México las psicosis pueden afectar más a personas poco preparadas que reaccionan por instinto de manera irracional y primitiva por eso te comparto algunos tips que te pueden ayudar a evitar caer en la psicosis colectiva y no ser parte de la cadena de trasmisión de noticias falsas.

#1 Si te llega un video con la noticia de que están robando niños “no lo compartas”

#2 Para tranquilizarte háblale a la persona que te envió el video y pregunta directamente si conoce al niño en cuestión o a sus papas.

#3 Si no los conoce, pregunta si le puede llamar a la persona que le envió el video y preguntarle lo anterior, lo más probable es que no y te diga que se lo mando alguien en quien confía mucho. No lo hacen con mala intención solo es parte de la psicosis pero puede tener efectos negativos.

#4 Sigue redes oficiales donde puedas verificar y recibir noticas verídicas.

#5 Cuando alguien hable del tema pide verifiquen lo dicho, el “me dijeron”, el “dicen” no es válido y solo suma negativamente a que crezcan el rumor.

Siguiendo estos tips evitaremos ser parte de una cadena que comparta noticias falsas y evitar caer en psicosis colectivas.

Adrián Gutiérrez Ávila

Adrián Gutiérrez