Qué hacer si mi auto se queda sin frenos

¡Comparte en tus redes!

Si conduces por la carretera y tu automóvil se queda sin frenos lo mejor que puedes hacer es ponerte a leer nuestras recomendaciones para no sufrir un accidente mayor, después de haber leído detenidamente nuestros consejos puedes actuar para salvar tu vida. ¡Claro que no! ¿verdad que es absurdo? Lo más común es que entres en pánico y no sepas que hacer es esos momentos tan cruciales. Tu vida y la de tus acompañantes depende de una decisión correcta.

Un accidente de éste tipo le puede pasar a cualquiera, por lo tanto es mejor no enfrentar esa situación con la mente en blanco. Por ello necesitas saber qué hacer cuando te quedes sin frenos.

De acuerdo con la explicación de National Geographic, lo mejor es poner el automóvil en neutral. Jamás apagues el motor, el volante se podría bloquear. Usar el freno de mano como primera opción sería mortal. Con el freno de emergencia arriesgas a que se caiga la transmisión o que pierdas el control y vuelques.

Una vez que haz puesto el coche en neutral (que es lo más importante), el siguiente paso es activar las luces de emergencia, los demás conductores no sabrán a ciencia cierta qué te está pasando, pero ya saben que algo anda mal.

Mantén los pulgares en la parte de afuera del volante, ante una emergencia el volante se puede meter entre tus manos, si llevas los pulgares por delante se te romperán.

Cuando el vehículo viaja sin frenos y a alta velocidad es difícil pensar rápido y maniobrar, pero cuando ya se ha puesto en neutral y se ha comenzado a bombear el freno el carro bajará un poco la velocidad.

Técnica del freno de mano

A medida que la velocidad vaya cediendo, cerca de los 30 kilómetros por hora, lo mejor es comenzar a zigzaguear (no dejes de bombear el freno). Esto hará que las llantas hagan fricción y se pierda velocidad.

Tras lograr disminuir la velocidad, es momento de utilizar el freno de mano, pero no de golpe, haz presión de manera gradual. Jalarlo de golpe hará que pierdas el control. Mantén el botón del freno presionado (si tu auto tiene uno). Esto permite que modules la presión con la cual frenas.

Si sientes que las llantas se bloquean, libera un poco de presión desde la aplicación del freno y sostenlo ahí. El rechinido de las llantas no siempre indican que estén bloqueadas. Haz tres clics para disminuir la velocidad y después dos adicionales para frenar por completo.