¡Comparte en tus redes!

¿Qué tan frecuente es el nagging en tu relación?

naggingComencemos por explicar que nagging es el término usado para referirse a la tendencia de reclamar y regañar a la pareja constantemente. Las causas que te lleven a adoptar esta conducta en tu relación pueden ser diversas, pero siempre revelan el nivel tóxico al que puede llegar la comunicación.

De acuerdo con los especialistas, las mujeres son más propensas al naggig ya que adoptan el papel de la figura responsable y prestan mayor atención a los detalles y equivocaciones del otro. Por otro lado, los hombres suelen ser más despreocupados, lo que los hace el objetivo perfecto de los reclamos y reproches.

El psicólogo Scott Wetzler, del Montefiore Medical Center de Nueva York, asegura que el nagging aparece cuando tenemos la impresión de que no conseguiremos lo que queremos de la otra persona, por lo que la regañamos hasta obtener el resultado deseado. El problema es que la pareja hace caso omiso a los reclamos y se forma un círculo vicioso en el que uno grita y el otro lo ignora.

Algo así como cuando tu mamá te pedía que levantaras tu recámara, y tú nunca lo hacías. Alucinabas sus discursos y a veces decidías tirar más cosas, sólo por molestarla. ¿O vas a decir que nunca lo hiciste?

Lo cierto es que el nagging es un grave problema de comunicación en la pareja. Es como si ésta no existiera. Los naggers no dialogan, sino que ordenan; a veces con aires de superioridad, y otras tantas como respuesta al hecho de que son ignorados.

Tal vez no lo sepas, pero los problemas de comunicación son la principal razón de que las relaciones fracasen, incluso por encima de las infidelidades.

Según un estudio publicado en el Journal of Family Psychology, las parejas que sufren mayores problemas en su matrimonio utilizan un 20% más de comunicación negativa y un 12% menos de interacción positiva que en el momento en que se casaron.

El deterioro se da lentamente y es casi imperceptible, por lo que debes analizar en qué punto está tu relación. ¿Tu pareja y tú aún son capaces de comunicarse eficazmente? ¿Han llegado al punto que los gritos, el sarcasmo y los comentarios hirientes forman parte de su dinámica?

En caso de que el nagging haya infectado por completo tu relación, deberás buscar el momento y lugar oportuno para hablar con tu pareja del tema y decirle, calmada y respetuosamente, qué es lo que te está molestando.

Seguramente, tardarán un poco en deshacerse del vicio de reclamar, pero deben ser constantes y no olvidar que el respeto es básico en cualquier relación.