¡Comparte en tus redes!

¿Quiere empleados productivos? Google te dice cómo lograrlo

empleados_felices¿Alguna vez te has preguntado por qué algunas personas están más comprometidas con su trabajo que otras? Por supuesto, podría creerse que es una señal de su profesionalismo; sin embargo, también es el reflejo de la actitud que tienen las compañías para con ellos.

Si lo piensas detenidamente, tiene sentido. ¿Quién tendrá mejores resultados, la empresa que presiona, limita y controla a sus trabajadores, o aquella que les da libertad de acción y les provee un entorno en el que pueden desarrollarse? La respuesta es obvia, ¿no?

Si en verdad quieres elevar la productividad de tu compañía, tienes que preocuparte por el bienestar de tus empleados, y sobre todo por su felicidad. Créenos que no es algo que se nos ocurriera en este momento. De hecho, algunas de las empresas más importantes a nivel mundial han implementado esta política.

Un claro ejemplo de ello es Google. De acuerdo con lo dicho por su CEO en México, Lino Cattaruzzi, el éxito de una empresa se basa en la calidad de vida y bienestar de su personal.

Así lo expresó durante su participación en el 51 Congreso Internacional de Recursos Humanos, organizado por la Asociación Mexicana en Dirección de Recursos Humanos (Amedirh), en donde compartió algunas de las estrategias implementadas en Google para alcanzar este objetivo.

Cattaruzzi expuso que es necesario fomentar la colaboración de todo el personal con objetivos fijos en diferentes periodos, pero sin sobreexplotar a los empleados. Incluso, comentó: “Prefiero tener 10% del tiempo de un genio que tiene un impacto medible, que tener a las personas 10 horas sentadas”.

Además, es preciso que dotes a tus colaboradores del ambiente e infraestructura necesarios para que exploten su talento y no tengan que preocuparse por otra cosa que no sea ser productivos. Por ello es que en las oficinas de Google puedes encontrar desde salas de juego hasta cuartos para dormir la siesta.

Pero tener un ambiente apropiado para el desarrollo de ideas no se reduce a oficinas bonitas, es necesario hacer un cambio de chip, reconocer el potencial de cada uno de tus empleados y su capacidad para impulsar el crecimiento de un negocio.

En la medida que reconozcas el valor del talento humano con el que trabajas, verás que tu empresa eleva sus productividad.