¡Comparte en tus redes!

Remedios caseros para quemaduras de sol

Remedios caseros para quemaduras de sol

Remedios caseros para quemaduras de sol

En algún momento de tu vida habrás salido al aire libre sin bloqueador solar o sin gorra para después darte cuenta de que fue un grave error no haberte cuidado. Las quemaduras solares son incómodas y dolorosas, lo que más deseas es reducir el ardor y reponerte lo más pronto posible, aquí algunos remedios caseros para combatir las quemaduras de sol.

1.- Hidrátate. Toma agua, una parte de tu cuerpo está deshidratada, toma líquidos y si te es posible electrolitos, estar bien hidratado te ayudará a tener una recuperación más rápida. Después de bañarte ponte un poco de crema humectante en el área afectada, si deseas mejores resultados mete la crema dentro del refrigerador, así  tendrás una sensación de frescura al aplicarla.

2.- Compresas. Sumerge una toalla pequeña en agua fría (agua con hielos, pero no pongas los hielos sobre tu piel, sólo en el agua) y póntela en la zona en donde tienes la piel quemada por el sol. Cambia la compresa cuando la toalla se entibie. Si deseas mejores resultados pon un poco de bicarbonato de sodio en el agua, otra mezcla que también funciona es poner harina de avena.

3.- Sábila. El líquido que se encuentra entre las hojas de esta planta es excelente para aliviar las quemaduras por el sol, el gel natural de la sábila hace que los vasos sanguíneos se contraigan. Corta la hoja de la planta y aplica el gel directamente sobre la quemadura.

4.- Papas. La papa calma el ardor en la piel cuando se ha quemado por los rayos de sol, lava y corta algunas papas y ponlas en la licuadora hasta que estén en forma líquida, si queda demasiado espesa agrega un poco de agua. Aplica la solución en el área quemada. Puedes retener el puré de papa vendando el área afectada, cambia el vendaje cada hora.

5.- Vinagre de manzana. Mezcla dos tazas de vinagre de manzana con dos tazas de agua, pon un poco de la solución en tu piel con la ayuda de una esponja, también funciona el vinagre blanco. Evita poner vinagre sin diluir sobre tu piel.

6.- Yogurt natural. Compra un poco de yogurt natural y ponlo en la parte de tu piel que fue quemada por el sol, deja que el producto actúe por un cuarto de hora y enjuaga, también funciona con compresas de leche fría.

7.- Spray de agua de lavanda. Diluye 20 gotas de aceite esencial de lavanda en un cuarto de litro de agua y vacía el líquido en una botella con atomizador. Rocía un poco de ese líquido en el área afectada.