¡Comparte en tus redes!

Ritual con agua de mar

Georgette RiveraLa semana anterior hablé de la importancia de hacerse una limpia a mitad de año por si aún no has cumplido tus metas, y considerando que seguimos en tiempo de vacaciones es probable que muchas personas estén vacacionando en la playa, o que tengan pensado visitar alguna en estos días, por lo que no hay mejor lugar y energía para realizar un ritual de purificación, así que te recomiendo seguir estos sencillos pasos para que aproveches tus días de asueto y lo realices.

Ingredientes (recuerda que ya mencionamos que hay que pedirles permiso para utilizarlos)

  • 1 coco
  • 1/2 taza de miel
  • un ramo de flores blancas

Después de un divertido día de nadar, tomar el sol, practicar deportes acuáticos y hacer alguna caminata por la playa, unos minutos antes de que se acerque la puesta del astro rey, regálate unos instantes para ti. Siéntate en posición de meditación (como flor de loto) y pide a los elementos (sol, arena, mar, viento) que te ayuden a purificar todos tus cuerpos: mental, físico y espiritual. Trata de concentrarte en aquello que tú sabes que necesitas y trata de conectarte con tu ser superior, medita, no tengas prisa por el tiempo y deja que todas tus congojas se vayan.

Una vez que hayas logrado centrarte en el objetivo de tu propósito, pasa el coco por todo tu cuerpo pidiéndole que absorba toda energía que no te pertenezca o que esté enturbulada, cuando termines deja el coco a un lado y empieza por aplicar la miel en tus pies y brazos, esto ayudará a que todo lo que emprendas y todo lo que hagas sea hecho con dulzura y tenga un buen camino; el sobrante de miel úntatelo en la frente para que antes de juzgar o pensar en algo o alguien, te detengas y siempre te domine el buen juicio y los buenos sentimientos. Para finalizar deja ir el coco y ofrece las flores al mar, al tiempo que te introduces en sus aguas y te das un baño, dejando que las olas se lleven todo aquéllo que no te pertenece. (El coco y las flores una vez que ya los usaste y los mojaste en el agua de mar mételos a una bolsa  y deposítalos en la basura, recuerda que no debemos contaminarlo más).

Si sigues estos sencillos pasos vas a conseguir excelentes resultados, así que hazlo con toda tu energía y buena voluntad, no te detengas y aún cuando sientas que no lo necesitas, si decides llevarlo a cabo, es una manera perfecta de lograr una mejor conexión contigo mismo y con tu entorno.

Que tengas una bendecida semana.

Georgette Rivera

Georgette Rivera