¡Comparte en tus redes!

Seguir a tu ex en redes sociales es nocivo para la salud

redes_sociales_exTerminar una relación nunca es sencillo, y en plena era de las redes sociales, la tarea es simplemente titánica. Mientras en el pasado bastaba con meter en una caja todo lo que te recordaba a tu ex (para regresárselo, arrojarlo al fondo del ropero o de plano tirarlo a la basura, hoy debes hacer una limpieza minuciosa de cada una de tus cuentas y perfiles.

Dudamos mucho que desees conservar esas fotografías en las que juraban que estarían juntos para toda la vida o los comentarios en los que asegurabas que su amor sería eterno.

Sin embargo, también sabemos que es difícil despedirte de una persona que fue importante en tu vida, por lo que decides mantener a tu ex en tu lista de contactos. Total, ¿qué daño puede hacer? Si ésta es tu forma de pensar, no te va a gustar lo que vamos a decir.

Estudios recientes han detectado que mantener a tu ex pareja como amigo en Facebook, Twitter, o cualquier otra red social, es nocivo para tu salud. Tal como lo lees. No es que te vayas a volver loca por mantenerte en contacto con él, sino que bloqueas el proceso de seguir adelante y recuperarte de la ruptura.

Hace poco, te hablamos de una investigación científica que descubrió que la mejor manera de superar una ruptura amorosa era dejar de pensar en tu ex. Nada sencillo lo sabemos, pero al lograrlo haces que se rompan los neurotransmisores que mantienen vivo su recuerdo.

Si intentas aplicar este consejo de los científicos, definitivamente tienes que eliminar a tu ex pareja de todas tus cuentas de redes sociales, de otra manera, vives al pendiente de lo que hace o deja de hacer; con quién sale o a quién ve. Digamos que es como torturarte a distancia manteniendo la herida abierta.

En algún punto, esa puerta de acceso a la vida de quien fuera tu media naranja refuerza los neurotransmisores de su recuerdo hasta tal punto que puedes obsesionarte con esa persona.

Para muchos este hallazgo científico no es una novedad. Más de una vez te habrán recomendado que rompas todo lazo con él; sin embargo, te has negado a hacerlo, argumentando que seguir siendo amigos da muestra de tu madurez, ¿cierto?

Pues ahora sabes que lo que de verdad estás demostrando es tu incapacidad para seguir adelante, y tus tendencias obsesivas. ¿Qué esperas para borrarlo?