¡Comparte en tus redes!

Silla de carro para bebé, un básico que puede salvar su vida

Ahora que te has convertido en madre, o estar por hacerlo, debes velar todo el tiempo por el bienestar de tu bebé. Ello implica que tendrás deshacerte de todos aquellos objetos que pudieran considerarse peligrosos y acondicionar tu casa y automóvil para que el pequeño esté cómodo y seguro.

En el caso específico del carro, debes conseguir una silla especial. De ninguna manera puedes dejar que el pequeño se siente en el asiento del copiloto o ande brincando de un lado a otro en la parte trasera del vehículo.

Basta con que tengas que frenar de improviso para que el angelito se estrelle contra un cristal o con algún otro objeto que lo lastime. Por no mencionar el riesgo de sufrir un accidente.

 

El Reglamento de Tránsito establece que los menores de 5 años deben viajar en asientos especiales.

El Reglamento de Tránsito establece que los menores de 5 años deben viajar en asientos especiales.

 

Por todo ello, y el hecho de que el Reglamento de Tránsito te obliga a hacerlo, es que debes colocar a tu bebé (y hasta que cumpla cinco años o mida 1.35 metros) en una silla especial que asegure su torso y proteja su cabeza y piernas.

Dado que en el mercado existen un montón de modelos de sillas de carro para niños, aquí te diremos qué elementos debes considerar a la hora de elegir la mejor para tu pequeño:

Existen tres modelos de silla:

  • Bebés. Se instala mirando hacia la parte trasera del coche y son ideales para pequeños de hasta 18 kilos y 89 centímetros de altura (lo cual suele ocurrir cerca del año de edad).
  • Convertibles. Pueden instalarse mirando hacia atrás para bebés, o hacia el frente para niños más grandes. Ideales hasta que el niño alcanza los 36 kilos y mide 1.48 metros.
  • 3-en-1. Están diseñadas para acompañar a tu pequeño en su crecimiento. Lo mismo puedes instalarlas mirando hacia atrás, que hacia adelante con arnés de seguridad, o sin respaldo y como asiento alzador.

 

Debes asegurarte de que las correas se ajusten, sea práctico y puedas darle la inclinación necesaria.

Debes asegurarte de que las correas se ajusten, sea práctico y puedas darle la inclinación necesaria.

 

A la hora de elegir la silla de carro ideal para tu hijo debes asegurarte de:

  • Correas. Deben poder ajustarse correctamente y ubicarse de tal manera que no incomoden al pequeño.
  • Practicidad. Busca un modelo que pueda moverse fácilmente de una base en auto y encajar a la perfección en la carriola.
  • Inclinación. No olvides que la silla debe inclinarse en un ángulo de 30 a grados para que el niño no tenga problemas para respirar y esté mejor protegido, en caso de choque.

En caso de que heredes un asiento para coche, o compres uno de segunda mano, revisa que no tenga grietas y no sea demasiado antiguo, pues podría convertirse en una trampa mortal para tu hijo.

 

Notas relacionadas:

¿Ya dio sus primeros pasos? Checa aquí las medidas de seguridad que debes tomar para cuidarlo.

Si quieres otros tips básicos para evitar accidentes en casa, haz click aquí.