¡Comparte en tus redes!

Squirting o eyaculación femenina: Pocas mujeres pueden lograrlo

Squirting o eyaculación femenina: Pocas mujeres pueden lograrlo

Squirting o eyaculación femenina: Pocas mujeres pueden lograrlo

La palabra Squirting está en inglés y significa "lanzar a chorro", en las nuevas tendencias, sobre todo en la "jerga sexual" esta palabra se usa para referirse a la eyaculación femenina. La mujer logra fuertes expulsiones involuntarias durante el orgasmo. De acuerdo con algunas investigaciones científicas, este líquido expulsado ,podría tratarse de orina y flujo vaginal que lubrica la cavidad vaginal para facilitar la entrada del pene al momento del coito.

El tema de la eyaculación femenina es nuevo en las investigaciones, se ha especulado mucho de ello, sobre todo porque se ha difundido entre el mundo de la pornografía. La pregunta es: ¿Existe la eyaculación femenina? Si, existe, pero ¿de qué está hecha?

SABIDURÍA QUE AYUDA: En 1999 una encuesta a 2350 mujeres profesionales de Estados Unidos y Canadá reveló que 40% reportaron emitir fluidos al momento del orgasmo. 82% de las mujeres que reportaron tener sensibilidad erótica en la pared anterior de la vagina (punto G), tuvieron emisión de fluidos (eyaculación) junto con sus orgasmos. En el año 2013, se realizó otra encuesta sobre la eyaculación femenina, esta vez por Internet, participaron 320, la edad promedio en la que habían experimentado la primera eyaculación fue a los 25.4 años.

Un equipo de investigadores franceses analizó la eyaculación femenina usando ecografías. El objetivo era descubrir si su origen estaba en la vejiga y si estaba conformado principalmente de orina. Samuel Salama, ginecólogo del hospital Parly II en Le Chesnay, lideró la investigación, trabajaron con siete mujeres capaces de hacer squirting a voluntad, es decir, capaces de eyacular. Se pidió a las participantes entregar una muestra de orina, después realizaron la ecografía a su pelvis para asegurar que no hubiera restos de micción. Luego se les dejó solas para que intentaran llegar al clímax. Justo antes de llegar al orgasmo se les realizó otra ecografía y recogieron el fluido en bolsas de muestra, al final de todo se les realizó otra ecografía para ver sus vejigas.

Aunque las mujeres habían vaciado sus vejigas antes del experimento, la ecografía antes del clímas reveló que se habían llenado de nuevo. El escáner posterior al orgasmo mostró que las vejigas de las voluntarias estaban vacías otra vez.

Las muestras recolectadas durante el clímax fueron comparadas con las de orina antes de la estimulación. En dos de las siete participantes las muestras eran idénticas, pero en las otras cinco mujeres las comparaciones fueron distintas. Los científicos encontraron pequeñas cantidades de una enzima, llamada antígeno prostático específico (PSA), en la orina de las voluntarias. El PSA se produce en la glándula prostática masculina y se asocia con la eyaculación en los hombres, en las mujeres se produce por las glándulas uretrales.

La ciencia no ha averiguado la razón por la que no todas las mujeres pueden eyacular, posiblemente tiene que ver con que unas mujeres tienen la capacidad de producir PSA, o tal vez tenga que ver con la forma y tamaño de la glándula prostática de cada persona.

Qué es la aneyaculación y cómo afecta a los hombres, aquí.

Orgasmearse sin eyaculación, ¿es posible?, aquí.

Retarda la eyaculación, tu lengua es tu mejor aliada, en este link.