¡Comparte en tus redes!

¿Te muerdes los pellejos de los dedos? Puedes tener dermatofagia

Un trastorno del control de impulsos es la dermatofagia, está relacionado con el trastorno obsesivo compulsivo y consiste en que el paciente se muerde compulsivamente su propia piel, quien padece este trastorno se muerde la piel alrededor de las uñas provocando sangrado y despigmentación con el tiempo. Auto mutilarse la piel es un hábito nervioso, los pacientes se arrancan la piel sana, cuando ven que se lastimaron y sangraron se dan cuenta de que fueron demasiado lejos, cuando la herida sana vuelve a morderse esa zona, por lo mientras se muerden otras partes del cuerpo.

El problema es que las personas que se muerden no buscan ayuda profesional, por suerte muchos dejan de hacerlo con el tiempo. Algunos les llaman "mordedores lobo", pues es lo que hacenlos lobos cuando están atrapados o molestos, pero el término correcto es dermatofagia, que literalmente es "comer piel" en griego, pues da la falsa impresión de que las personas seestán comiendo a sí mismas.

¿Te muerdes los pellejos de los dedos? Puedes tener dermatofagia

¿Te muerdes los pellejos de los dedos? Puedes tener dermatofagia

Consecuencias de morderse

Morderse constantemente hace que los pacientes desarrollen una corteza en su piel, pero al principio tienen heridas y sangrado. Las personas que se muerden se provocan daños en la piel, y las consecuencias son estéticas y de salud oral y de piel, cuando la situación se agrava se corre peligro de enfrentar infecciones en piel y boca.

Cómo detenerlo

A veces ayuda impregnar los dedos con pimienta, aplicar una capa de esmalte específico para estos casos, por ejemplo uno que sabe amargo, usar protectores de boca, uñas postizas, guantes, etc. Estas estrategias funcionan cuando el caso no es tan grave, también funcionan las técnicas de distracción, por ejemplo realizar tareas que requieran el uso de las manos y eso impida morderlas.

En casos más severos se recomienda la terapia cognitivo conductual, que se aplica para el tratamiento de trastornos del control de los impulsos (también en estos casos), esta terapia la realizan los psicólogos.

¿Tu hijo se come las uñas? Podría padecer esto, en este enlace.

Tú podrías padecer onicofagia, en este enlace.

Hábitos que te harán tener más dinero, aquí.