¡Comparte en tus redes!

Y a ti ¿te gusta que te ahorquen? Asfixiofilia ¡#Aguas!

Todos tenemos aficiones que a muchos les pueden parecer exóticas, divertidas e inclusive aburridas y en materia de sexo, ello no está excluído.

sex

LOCURAS DEL PLACER

El erotismo ha explorado durante siglos y a través de culturas diversas las formas en las que el placer puede disfrutarse, extrayendo las más placenteras y a veces las más raras prácticas que en ocasiones son consecuencia de actos súper locos y practicados desde épocas remotas.

Gran ejemplo es la asfixiofilia y que se remonta al año de 1600, aquellos tiempos en que a todo mundo por la más mínima falta mandaban a la horca y ¡sin escalas!.

Resulta que en aquel entonces encontraron que los hombres antes de morir ahorcados tenían una erección y una eyaculación, misma que duraba hasta la muerte por lo que años más tarde fue tomado como método para “curar” la disfunción eréctil.

Sin embargo, la asfixiofilia fue derivando en una práctica “placentera”,que en realidad se cataloga como peligrosa y hasta mortal. ¿Recuerdan a John Arthur Carradine, quien fuera el personaje central de la Trilogía de Kill Bill? Murió en junio de 2009 a razón de ello, y su parada final fue en un hotel de Bangkok, Tailandia, después de practicar una sesión de masturbación en pararelo a una asfixia autoinflingida, que literalmente se le salió de las manos y le hizo perder la vida ¡aguas!.

MUERTE ACCIDENTAL POR SOFOCACIÓN AUTOERÓTICA ¿UNA DE LAS MIL MANERAS DE MORIR? #AloGuey

Estamos a favor del placer en todas sus formas, sin embargo les compartimos esta información porque en la búsqueda de placer, se suelen cometer errores y éste en verdad es de alto riesgo, ya que quienes gozan de esta práctica se pierden en su excitación mientras se masturban, como en el caso de Carradine, y ya no hay control zeta para salvar el pellejo.

CONSECUENCIAS Y PELIGROS

El primero en valer queso, es el cerebro, pues pierde la oxigenación necesaria para continuar sus funciones habituales, las cuales después de 4 minutos de no fluir hacia él causa daños irreversibles de más del 50% del tejido celular; la siguiente y truculenta fase es la de las convulsiones, derivadas de la falta de oxígeno y, que en grados que le pisan los pies a la muerte trascienden en secreción de fluídos corporales como orina o excremento (wtf!); y la fase chiras pelas, que es en la que literalmente el hedonista se convierte en cliente de su funeraria de cabecera, al perder sus reflejos y sus signos vitales.

Mejor les recomendamos que lean los consejos de nuestras dos sexólogas, que son INCREÍBLEMENTE BUENAS y quienes seguro con gustazo los guiarán por los buenos caminos del Edén de la gozadera sin falla.

NOTAS SIMILARES

Tener sexo a cada rato ¿hace que se descomponga el aparato?. Aquí.
Cómo es la vida sexual de una sexóloga. Aquí.
Las fantasías sexuales más comunes en las mujeres. Aquí.