¡Comparte en tus redes!

Felipe Ángeles

¿Vale la pena volver a amar?

 

La mayoría hemos pasado por algunas experiencias no agradables en el plano de las relaciones sentimentales, algunos entregamos todo, confiamos, amamos, cuidamos y ayudamos a ese ser especial que se cruzó en nuestras vidas e hizo que nos enamoráramos de él o ella, para luego de un tiempo irse sin importar todo lo que hicimos para que se sintiera bien a nuestro lado, rompiéndonos el corazón en mil pedazos.

Después de un par de este tipo de experiencias algunas personas tardan mucho tiempo en volver a confiar en el amor, otras piden regresar con el mismo villano o villana que les aniquilo el corazón, otro porcentaje opta por no querer saber nada del amor y un micro porcentaje toman el toro por los cuernos y deciden conocer a más personas.

Es obvio que después de una relación difícil o un truene si necesitamos un par de días para nosotros, para estar tranquilos, aceptar lo sucedido y pensar que fue lo que salió mal, pero desde nuestro punto de vista, analizar que patrón de conducta se repitió y fue el causante de que las cosas no salieran bien, reconsiderar que tanto porcentaje tuvimos de culpa o que tanto esa persona no era para nosotros entre otros análisis sinceros y honestos de que tanto no nos gustaba de la personas en turno.

Una vez hecho esto, sigue reconocer que te mereces lo mejor, que no vas a permitir cambiar tu vida por nadie y que nadie es tan importante como para poder afectarte, cuando sufrimos por amor, realmente no nos duele el amor, nos duele el ego porque alguien nos rechazó, nos afecta darnos cuenta que repetimos el mismo patrón otra vez, que elegí de nuevo la misma relación pero con diferente nombre y apariencia física, pero al amor no duele ni se puede destruir, el desamor no existe ya que es simple egoísmo al no aceptar que la persona que imaginamos se quedaría para siempre, se fue en el momento menos pensado.

¿Vale la pena volver a amar? Claro que sí, ya que es un hecho que siempre amamos, lo hacemos con nuestra familia, amigos y otras personas, nuestras emociones siguen sintiendo esa sensación maravillosa, nuestro corazón sigue latiendo, nuestro cerebro emitiendo pensamientos, la sangre corre por nuestras venas y estamos vivos.

Pero aquellos que se sumergen en las terribles aguas de la depresión porque alguien que ni siquiera conocían tanto decidió ya no continuar a su lado, es porque no se aman, no se han dado cuenta de todo el potencial que tienen, aun consideran que el amor y la felicidad es externa, pero vive dentro de nosotros día a día.

¿Vale la pena volver a amar? Si y mil veces sí, sólo necesitas reconocer que eres lo más importante en tu mundo y que las cosas van a suceder en positivo simplemente porque las mereces, también aprende a reconocer los patrones de pensamiento por ejemplo: si te gusta el chico rudo, la niña princesa y demás prototipos está bien, pero aprende a reconocer lo que no te gustaría repetir en una relación y al primer conato de vivir los mismo aprende a decir no, no importa que sea el más guapo o la más hermosa del planeta, hay que entender que la gente nunca va a cambiar y también entender que si piensas que por salir contigo tienes el derecho de pretender cambiar o modificar a alguien desde ahí tú estás mal, en primera porque así le conociste y aceptaste y en segunda porque al querer cambiar a alguien es que no le amas ni quieres, sólo te gusto el envase pero no el contenido y no tienes ningún derecho a modificar la formula original de ese ser humano ni tampoco eres Dios para modificar su libre albedrío.

Es un hecho que vale la pena volver a amar, vivir, gozar, soñar, disfrutar, planear y todas las cosas que puedes hacer con una pareja, pero también es un hecho que eres tú quien debe saber qué es lo que deseas vivir y que no repetir en una relación.

Si las cosas no funcionaron un tiempo da gracia al universo de que te quito algo que posiblemente te podría lastimas más y que sólo tú eres responsable del tiempo que pierdes tristeando y esperando a que alguien que no es para ti regrese.

La vida se vive hoy y créeme no hay nadie que valga tanto la pena como para sufrir y dar parte de tu vida para que te tome en cuenta.

El amor es libre y es un hecho que vale mucho la pena volver a amar.

 

 

 

Felipe Ángeles