¡Comparte en tus redes!

Irene Torices

Y tú ¿Qué tanto cuidas tu salud sexual?

 

La salud sexual ha sido definida como un proceso permanente de consecución de bienestar físico, psicológico y sociocultural relacionado con la sexualidad, este proceso se observa en las expresiones libres y responsables de las capacidades sexuales de cada persona que favorecen el bienestar personal y social, enriqueciendo la vida individual y social.

Dentro de los documentos que suelo archivar como ratón de biblioteca diría mi mamá, hay uno que me ha sido útil para que cualquier persona pueda evaluar su grado de salud sexual, especialmente con adolescentes, ya que con frecuencia suelen pensar que ya saben todo lo que deben saber de sexualidad, que asumen todas las precauciones necesarias para el cuidado de su cuerpo y lamentablemente no siempre es así.

¡Ojo! El cuestionario no sólo es para adolescentes, estoy segura que más de una persona adulta al responderlo podrá darse cuenta que también necesita aprender más sobre sexualidad.

Responde SI o NO a las siguientes preguntas:

¿Sabes cómo manejar tu deseo sexual?

Es decir, ¿cuándo tienes ganas de tener relaciones sexuales puedes regularte o te gana la calentura?

 

¿Sabes cómo prevenir un embarazo?

¿Conoces los métodos anticonceptivos y cuál es el más adecuado de acuerdo a tu estado de salud, edad, frecuencia de actividad sexual, etc.?

 

¿Sabes cómo evitar las infecciones de transmisión sexual?

Además de conocer cuáles son las más comunes y frecuentes ¿utilizas adecuadamente el condón?

 

¿Realizas correctamente la higiene de tu cuerpo y tus órganos sexuales?

Además de bañarte diario, ¿lavas tus órganos sexuales utilizando solo tus manos, con jabón neutro, retirando toda la grasa y sudor que acumulan, los enjuagas y secas perfectamente?

 

¿Tienes una sola pareja sexual?

Y esto no es cuestión de limitar tu afectividad, es porque en realidad las personas que tienen más de una pareja ponen en riesgo su salud sexual con mayor frecuencia.

 

¿Sabes qué son las prácticas sexuales de riesgo?

Por ejemplo, no utilizar condón cada vez que tienes actividad sexual, utilizar los métodos naturales como único método para prevenir un embarazo, etc.

 

¿Sabes cuidarte de la violencia sexual?

Cuando asistes a una fiesta ¿tienes cuidado con lo que bebes, no permites la violencia en tu noviazgo ni en cualquier otra relación afectiva, estas absolutamente consiente al tener actividad sexual?

 

¿Saber usar adecuadamente el condón?

Además de revisar la fecha de caducidad, ¿conoces todos los pasos para colocarlo y retirarlo correctamente?

 

¿Tomas tus propias decisiones y afrontas sus consecuencias, respecto a tu sexualidad?

O permites que otros decidan por ti, dejas que te presionen o chantajeen y cedes por no perder a la persona que dice que “te quiere” pero es capaz de obligarte a hacer algo que no deseas.

 

¿Eres capaz de rechazar prácticas sexuales que consideras forzadas?

Y esto va desde un beso a la fuerza, hasta tener relaciones coitales sin que tu realmente lo desees.

 

¿Respetas y te haces respetar en el ejercicio de tu sexualidad?

Pones límites claros, aceptas la negativa de la otra persona cuando no desea llevar a cabo alguna demostración sexual.

 

Bajo el efecto de drogas y/o alcohol, ¿Te proteges para tener relaciones sexuales?

O llegas a un estado tan alterado de conciencia que al día siguiente no tienes ni idea de lo que paso.

 

Si tienes:

De 0 a 4 respuesta afirmativas, requieres información, orientación y servicios inmediatamente porque tu salud sexual esta en alto riesgo.

De 5 a 8 respuestas afirmativas, necesitas información y orientación, búscalas en tu servicio de salud más cercano o con un especialista en sexualidad porque tu salud sexual está en riesgo medio.

De 9 a 12 respuestas afirmativas, tienes algo que revisar y corregir, continúa informándote, tu salud sexual está en riesgo bajo.

13 respuestas afirmativas ¡MUCHAS FELICIDADES! Sabes cuidar tu salud sexual.

Irene Torices Rodarte