Georgette Rivera

Después de un día de lidiar con el tráfico y mucho trabajo apilado, lo que más se desea es llegar  a nuestro hogar a relajarnos; sin embargo, hay días en los que tambien hay asuntos que resolver en casa, por lo que es muy importante encontrar alguna terapia alternativa que ayude con el estrés acumulado, y que además nos resulte grata y placentera.

Georgette Rivera

Evidentemente encontrarás un menú de miles de opciones que existen para desestresarte, ¡ojo¡ no aplica ponerse a jugar en el celular o tablet; no obstante, si eres de las personas que difícilmente se van a dirigir a un gimnasio, o van a ir a un estudio de yoga o algo similar, más en estos tiempos de covid donde la entrada a estos sitios ha estado restringida por más de un año; la opción es la musicoterapia que sirve para chicos y grandes, y es también muy amigable, ya que hasta el más renuente o falto de atención puede obtener óptimos resultados.

 Ahora bien, si quieres saber más a fondo qué es y para qué te sirve, pues lee a continuación:

¿Qué es?

  1. Es una terapia que se sirve de otras disciplinas artísticas para llevarse a cabo.
  2. Se realiza en tres etapas: Diagnóstico, tratamiento y evaluación.

La primera etapa tiene que ver con los objetivos del terapeuta, y para poder determinar un tratamiento.

La segunda es el tratamiento propiamente, en la que existen experiencias musicales donde se improvisa (el paciente crea su música), se recrea, o sea, se canta o toca una pieza musical, se compone sobre estructuras musicales y se escucha, ya sea música en vivo o grabada.

En la tercera etapa se determinan las condiciones en las que se encuentra el afectado para trabajar en su recuperación.

¿Quién puede ayudarte?

Un terapeuta certificado que trabaje con imaginería musical receptiva, la interpretación de canciones y la improvisación. Puede y debe tener conocimientos médicos, pedagógicos, musicales y psicológicos, debiendo poseer un gran conocimiento sobre el mundo musical y sonoro.

¿Sirve?

Desde tiempos prehistóricos la música fue utilizada para practicar rituales mágicos, religiosos y de curación; en algunos escritos egipcios se ha encontrado evidencia de esto y describen la influencia positiva en los seres humanos en cuanto a la capacidad que tiene para ayudar al cuerpo a calmarse, sanarse y purificarse.

El griego Pitágoras aseguró que existía música entre los astros y que cuando se movían lo hacían estableciendo una relación entre los acordes musicales y las matemáticas; Platón también aseguraba que había un carácter divino en la música y que podía alegrar o calmar,  y más tarde Aristóteles con su teoría del Ethos, explica que el ser humano y la música están íntimamente relacionados, pues cada melodía puede crear estados de ánimo diferentes. La musicoterapia ha tenido muchos procesos y adelantos durante las distintas etapas de la historia del hombre, desde la Edad Media, el Renacimiento, el Barroco,  y los siglos XVIII, XIX, y  XX.

¿Qué beneficios ofrece?

Físico: ayuda mucho a la movilidad de las articulaciones y fuerza de los músculos.

Cognitivo: aumenta la atención, concentración y habilidades de comunicación.

Espiritual: Permite la reflexión.

Socioemocional: Reduce el aislamiento.

Sin duda la musicoterapia ayuda a que las funciones del individuo alcancen una mejor organizacion y forma de vida, así que ya lo sabes, si quieres disfrutar de los beneficios antes mencionados, no te pierdas la oportunidad de practicar esta técnica, te garantizo que obtendrás grandes resultados.

Que tenga una bendecida semana

Georgette Rivera 

Facebook: Georgette Rivera

Twitter: @Podomancia

Notas relacionadas 

Todas las columnas de Georgette Rivera dando click de este lado.

¿Qué te interesa?
Selecciona los temas de interés sobre
los que deseas recibir noticias: