¡Comparte en tus redes!

Cómo lavar tus cortinas para no arruinarlas

Aunque solemos pasarlas por alto, las cortinas son un elemento indispensable en la decoración de cualquier hogar. Gracias a ellas, puedes darle mayor o menor luz a una habitación, sin olvidar el detalle de color, pero a veces el polvo nos puede dejar en ridículo, por eso aquí te decimos cómo lavar tus cortinas para no arruinarlas.

Cómo lavar tus cortinas para no arruinarlas

Las cortinas se vuelven nuestro peor enemigo a la hora de hacer la limpieza. ¿Por qué? Porque atrapan fácilmente polvo, pelusas, pelo y suciedad en general. Por mucho que las sacudas y las aspires es imposible dejarlas completamente limpias. Para ello, es necesario lavarlas a consciencia.

Y aunque es cierto que mucha gente prefiere enviarlas a la lavandería, no siempre disponemos del presupuesto para darnos ese lujo, por lo que vale la pena aprender a hacerlo en casa. ¿No crees?

Cómo lavar tus cortinas para no arruinarlas

Evita perforarlas

De entrada, es importante que cuando coloques las cortinas, jamás las claves al techo o utilices ganchos difíciles de retirar, de otra manera, lo pensarás dos veces antes de quitarlas para lavarlas.

Usa aspiradora con frecuencia

Durante la limpieza semanal, debes usar el cepillo de la aspiradora para retirar todo los pelos, pelusa y polvo acumulado. No olvides abrir las ventanas para ventilarlas y eliminar cualquier olor.

Cada cuándo lavarlas

Para evitar que tus cortinas adquieran un tono amarillento y puedan olerse desde lejos, debes lavarlas una vez al mes. Si se te dificulta, puedes hacerlo cada dos meses.

El material determina el tipo de lavado

El material con el que estén hechas determinará la forma en que debes lavarlas. Si tus cortinas son de algodón, nylon o poliéster puedes echarlas sin problemas a la lavadora. Eso sí, debes hacerlo en un programa para ropa delicada y usando siempre agua fría.

Cómo secarlas 

Al término del ciclo de lavado debes colgarlas al Sol, lo más extendidas que puedas, para evitar que se arruguen. En cuanto dejen de gotear, y mientras aún están húmedas, debes colocarlas nuevamente en su lugar. Esto te ahorrará el que tengas que plancharlas.

El tipo de cortinas que no debes lavar 

Si tus cortinas son de lino, seda, gasa o terciopelo, seguramente deberás enviarlas a la tintorería. Si las echas a la lavadora, lo más seguro es que se encojan.

Nota

Recuerda que siempre es importante revisar las etiquetas de lavado. En ellas podrás encontrar las instrucciones precisas para cuidar tus cortinas.

Notas relacionadas con cómo lavar tus cortinas para no arruinarlas:

7 ideas originales para tus cortinas de baño, dando click aquí.

7 formas de sustituir tus cortinas, dando click acá.

7 artículos que debes lavar después de comprarlos, dando click de este lado.

IdeasQueAyudan