¡Comparte en tus redes!

La nueva normalidad

Se habla mucho de la nueva normalidad y, si bien es cierto, de normal no tiene nada; no obstante, la mejor manera de que este cambio no llegue para quedarse, es decir, que los cubrebocas y caretas se usen por años y en todo momento, así como los protocolos de sanitización en los hogares y lugares públicos, es que seamos cada día más responsables para que la incidencia de contagio sea menos y que el miedo no sea un invitado permanente en la vida de todo individuo.

Georgette Rivera

Hay que adaptarse y no quejarse, ser condescendiente con los vecinos y la gente que nos rodea, para lograr un escudo de contención donde las personas no se sientan cada vez más desgastadas y preocupadas por los acontecimientos que no están en sus manos; por eso es importante no bajar la guardia y tener una mente positiva, ser abierto a las necesidades de los demás, lograr redes de amigos y familiares que te contengan y a quienes tú también puedas contener. Si sabes que alguien conocido enfermó no entres en pánico, esto bajará tus defensas, mejor mándale muy buena energia,  visualiza a ese ser en perfecto estado de salud, sonriendo, realizando algún deporte o feliz por un logro, eso será suficiente para que esa buena voluntad de tu parte le llegue y la reciba, y de esta manera, actúa con cualquier cosa que no estés de acuerdo, haz el mismo ejercicio y ve cosas buenas aún cuando en este momento no se logre vislumbrar eso ni por error, siempre vas a ganar más conduciéndote de manera positiva que negativa, por lo que te doy estas sencillas recomendaciones para elevar tu estado emocional:

  • Ejércítate, si no puedes hacerlo diariamente hazlo por lo menos dos veces por semana.
  • Ve documentales de sobrevivencia animal y sorpréndete de las maravillas de la fauna y flora silvestre.
  • Cuando estés en desacuerdo con alguien escribe esa idea en un papel y leela en voz baja, puede ser que al escucharte te des cuenta que eso no tiene razón de ser y te hace engancharte con algo que no es vital para ti.
  • Intenta ser siempre la solución y no el problema.
  • Da lo mejor de ti sin importar los resultados.
  • Se paciente con tus familiares y amigos, si ya te han dicho lo mismo varias veces, déjales saber que ese es un tema añejo en su vida que les hace perder energia, que es hora de darle la vuelta a la página, total, no pierdes nada al mencionárseos y tal vez eso les ayude a cambiar.

Que tengas una bendecida semana.

Georgette Rivera

Georgette Rivera