¡Comparte en tus redes!

Sexo y navidad

Ya estamos en diciembre, y llegan las noches frías y noches de fiestas y celebraciones; algo cierto es que estas fechas son bastante complicadas para la vida sexual de la mayoría de las personas, ya que entre tanta fiesta y celebración, cenas, comidas y compromisos, sociales, desvelos, etc; hasta despues del dia de Reyes hay muy pocas oportunidades para tener sexo e intimidad.

Juan Carlos Acosta

Como ya hemos comentado en otras ocasiones, es cuestión de prioridades y en estas fechas prima la celebración, la familia, los compromisos sociales... Y no es raro que el sexo se quede aparcado. Por otro lado, también es una época un poquito noña que puede evocar ternura y recogimiento, y quizás sí sea posible sacar tiempo para la intimidad. Y si ésta conduce al sexo, pues qué mejor.

Recordamos que una pareja de pacientes un año nos contó que, a pesar de las Navidades, ellos habían sacado tiempo para compartir y disfrutar de su intimidad. Aprovecharon el cansancio de sus dos hijos para montar una velada romántica el día posterior a la Navidad. Decoraron su habitación con velas y crearon un ambiente muy cálido en el que brindaron con cava y expresaron sus deseos como pareja para el año siguiente.

Lo curioso fue que ellos no tenían previsto terminar teniendo sexo y, a posteriori, comentaban que habían disfrutado mucho de culminar su velada apasionadamente. Para ellos había representado un momento de mucha intimidad, cercanía y gozo. De hecho, uno de sus deseos fue aumentar el tiempo de intimidad que tenían como pareja. Poco a poco, lo consiguieron, de eso fuimos testigos.

También hemos oído otras tantas historias en las que las personas simplemente se resignan a no tener ningún tipo de actividad sexual mientras duran todas estas fiestas. La verdad es que siempre queda la masturbación como alternativa del sexo. No debemos olvidar que esta opción siempre está disponible, cada uno cuenta con los medios necesarios para suministrar placer las veces que lo necesite, sin tener que negociar nada, ni rendir cuentas a nadie.

Y a los románticos empedernidos y a los que les pongan pegas a esta solución, les decimos: Sí, estamos de acuerdo, el sexo íntimo, apasionado, intenso, con la persona amada, es maravilloso, pero si no se tiene esa posibilidad, no hay por qué renunciar al placer. ¿Nos les parece?

¿Cómo llevas tu vida sexual durante estas fechas? ¿Cuánta intimidad puedes conseguir con tu pareja? ¿Cuentas con algún truco para mantener el sexo a pesar de tanta celebración?

Se acercan las fiestas, las celebraciones, las comidas, las cenas en casa con familia y amigos. Con las celebraciones viene el alcohol, y a veces con la ingesta de este lubricante social, también el aumento de sexo. Según estudios, el exceso de alcohol es una de las causas directamente relacionadas con la práctica de sexo sin protección.

Si ya sabemos que vienen las fiestas, entonces mejor protegerse ante las futuras eventualidades que pudieran ocurrir ¿no? Para que puedan disfrutar con TODO de estas fiestas, aquí la guía navideña de sexo seguro, con información del sito bbc.co.uk

Cuando te inviten a una fiesta de fin de año, sal siempre con condones. Mejor estar preparado y prevenido para cualquier cosa que pueda ocurrir. Tanto si se está con una pareja estable como si se es soltero. ¡Uno nunca sabe con quién habrá de encontrarse!

La fundación Marie Stopes Internacional afirma que un 10 por ciento más de mujeres solicitan abortos en los meses inmediatamente posteriores a las celebraciones de Navidad y Año Nuevo. Así que, primero, para evitar una infección de transmisión sexual, y luego para evitar un embarazo no deseado, lo mejor será siempre la protección.

Siempre que vayas a una fiesta, intenta comer muy bien antes. Sino, beberás alcohol y perderás el control fácilmente. Mejor estar en los cinco sentidos todo el tiempo o al final terminarás arrepintiéndote.

No solamente bebas alcohol. Intenta combinarlo con otras bebidas refrescantes, gaseosas o agua. Así no te arruinarás la fiesta si terminas ahogado de borracho: si eres hombre, el alcohol tiene efectos nocivos en la erección y en las mujeres, aunque puede hacer que aumente su libido, su lubricación y el alcance del orgasmo se verán afectados.

No busques sexo sólo por buscarlo. El alcohol puede alterar tu objetividad y hacer que te involucres con alguien con quien normalmente no lo harías. Para no tener problemas posteriores intenta mirar bien. Si buscas una noche de sexo, y ese otro alguien te acosara después... maldecirás ese instante.

A veces el baile demuestra qué tan bueno puede ser uno en la cama. Así, si quieres saber las habilidades de un futuro prospecto, baila con él o ella. Si hay cadencia y sabor, sabes que lo que te espera en la cama será de fábula. Claro, aunque siempre puede haber excepciones...

Si hay alguien que te interesa, ponte atento a las cosas que dice, piensa, cómo interactúa con los otros y cómo se comporta ante sus amigos.

Si después de todo, no usaste protección y tuviste sexo, usa la pastilla de emergencia al día siguiente. Se puede tomar hasta tres días después de haber mantenido sexo. Si se toma en las 24 horas siguientes se puede detener hasta el 95 por ciento de los embarazos no deseados, pero es el caso extremo... estás teniendo sexo con un desconocido y es mejor cuidarse.

¡Disfruta de las fiestas con alegría, buen sexo y muchas hormonas que te pondrán feliz! ¡El 2010 está por acabarse y mejor celebrarlo de una manera sexosa y erótica!

De hecho, un grupo de investigadores estadounidenses especialistas en biorritmos y los productores de juguetes sexuales coinciden en señalar que en Navidad se alcanza el pico de actividad sexual y que es la época del año que más aumentan las ventas de productos eróticos.

El aumento del tiempo de ocio, el buen humor y el año nuevo animan a las parejas a mantener relaciones más frecuentemente y muchos deciden tener hijos empujados por la euforia del momento y los buenos augurios. Es más, las dudas se disipan con la alegría de las fiestas y el subidón de las burbujas. De hecho, septiembre es un tradicionalmente un mes con altas tasas de natalidad.

Aunque se trata de una tendencia mundial, “es algo característico de todas las culturas cristiana en la que se ha evaluado”, explica Gabriele Doblhammer, del Instituto Max Planck de Investigación Demográfica en Rostock, Alemania.

Un equipo de investigadores de salud pública británica va aún más lejos al comparar el periodo de Navidad y Año Nuevo con un "festival de fertilidad", en un artículo publicado en 1999 en el Journal of the Royal Society of Medicine, donde explicaban que esto de sebe  “a las mayores oportunidades para la socialización y a un enfoque general más hedonista de la vida."

No en vano, la tranquilidad de las vacaciones fomenta el apetito sexual. Y si sumamos esto a la euforia de la Navidad, una época en la que se dispara el consumo de alcohol, ya tenemos la mezcla para un cóctel explosivo.

Incluso las autoridades británicas para la educación de la salud lanzaron un anuncio de condones antes de Año Nuevo con el siguiente eslogan: "Por si las antiguas relaciones no están del todo olvidadas". 

En fin de año aumenta el deseo sexual

Según los analistas, las parejas que disponen de escaso tiempo libre, suelen aprovechar los fines de semana largos (de tres días) para intimar. Así que en fechas señaladas como el cuatro de Julio, el día de los Caídos y el día del Trabajo también se producen picos de  ventas de condones. Lo mismo ocurre con el período previo al día de San Valentín, y antes del día de la madre.

 

Históricamente, en los países menos desarrollados, factores como la temperatura, la luz del sol y la humedad influían en la frecuencia de las relaciones. Mientras que en los países industrializados, el supuesto efecto ‘calentón’ que pueden generar estos elementos externos quedan mitigados por los avances tecnológicos como la calefacción, el aire acondicionado...

 

“Así que dado que estas injerencias de la naturaleza en la líbido y la calidad del esperma humano se han ido silenciando con el paso de los años y la evolución, factores de menor importancia,  como las fiestas y los fines de semana largos se hacen más visibles”, concluyen los expertos.

Además, las comidas navideñas como el pavo pueden ser acompañadas de condimentos considerados afrodisíacos como la miel, que estimula la producción de testosterona, y las almendras, útiles para el funcionamiento de las glándulas sexuales y la producción de esperma de mejor calidad.

¿Qué opinas? ¿Crees que los días festivos son más propicios para mantener relaciones?

 

 

Juan Carlos Acosta