¡Comparte en tus redes!

Cuando un perro muere, cómo hablar con tus hijos

La muerte es algo complicado y muy difícil de entender, sobre todo de aceptar; la edad no define la madurez para aceptar este hecho tan doloroso, pero sin duda puede ser aún más triste para los más chiquitos de la casa, pues regularmente son aquellos que crean un vínculo más fuerte con las mascotas, sigue leyendo para que sepas cómo manejar la situación cuando un perro muere.

Cuando un perro muere

¿Cómo hablar con tus hijos cuando un perro muere?

Cuando una mascota se va, se vive un proceso de aceptación muy difícil para todo la familia pero en general para los niños, ya que ellos sienten y muestran su dolor de diferentes formas, el cómo enfrentan la pérdida depende de muchos factores como su edad, qué tan cercanos eran a su perrito y cómo hables tú con ellos, así que presta mucha atención que te decimos cómo hablar con tus hijos cuando un perro muere.

 

Compartir la noticia

Este punto quizá puede ser el más difícil, ya que nadie disfruta compartir las malas noticias y más si estás consciente que con ello viene el sufrimiento de alguien más, así que hay que buscar el mejor momento y sobre todo buscar un lugar que les de seguridad, trata de medir la información que les compartes de acuerdo a su edad y la madurez que tengan, si es una mascota que ya tiene muchos años también es bueno que se hable de la muerte antes de que ocurra, recuerda tener mucho temple y sobre todo tacto, pues lo pequeñitos son muy sensibles.

 

Dí la verdad

Que sean más chiquitos, no los hace incapaces de entender; tus hijos tienen un grado de menor madurez por su edad, pero entienden todo perfectamente y no es justo mentirles. Apégate a la verdad tal cual, evita detalles dolorosos, pero lo mejor siempre es decir las cosas tal y como son y con mucho tacto.

 

Ayúdalos a lidiar con sus emociones

Pon atención a sus emociones; si están tristes, molestos, dispersos y pregúntales qué sienten y la razón por la cual se sienten así, déjalos que hablen y escúchalos, créenos, los vas a ayudar mucho y más si tu te das cuenta, que es un problema que sale de tus manos y tienes que buscar la ayuda de un profesional y está bien, lo importante es darse cuenta que ir a buscar la asesoría de un psicólogo no tiene nada de malo.

 

El futuro sana las heridas

Después de las noticias fuertes como cuando un perro muere, es complicado seguir, pero tú puedes ayudar a tus hijos a sanar y seguir adelante, ayúdalos a recordar a su mascota de una forma agradable, dale mucho amor y cariño, procura estar pendiente de ellos y sus emociones, aunque no lo expresen, ellos necesitan que estés ahí para brindarles consuelo.

 

Si bien es imposible proteger a tus hijos del sufrimiento que produce una pérdida así, como cuando un perro muere, puedes ayudarlos a tomar la situación de la mejor manera, después de todo las mascotas se vuelven parte de la familia, cómplices y compañeros de juego; es muy importante que  cuando se hable del perrito, se hable de él con amor y recuerden los momentos lindos y divertidos que compartieron junto con él.

 

Notas relacionadas cuando un perro muere: 

Cómo hablar de la muerte con nuestros hijos

La depresión y su relación con la muerte prematura

¿Las mascotas pueden ayudar a la salud mental?

Paola Fernández Macías