¿Qué son los ejercicios de Kegel y como llevarlos a cabo?

Te contamos qué son los ejercicios de Kegel y como llevarlos a cabo, estos tienen muchos beneficios, son ideales para alcanzar el orgasmo.

Los ejercicios de Kegel son ideales para ayudar a estimular el cuerpo.

Los ejercicios de Kegel son ideales para ayudar a estimular el cuerpo.

Es ideal que sepas que son los ejercicios de Kegel, ya que pueden ser de gran ayuda para diferentes problemas, estos tienen varias funciones, tanto para ayudar en la salud como para hacer ejercicios de estimulación para llegar al orgasmo más fácilmente, en el caso de las mujeres también son de gran ayuda para lograr los famosos coregasmos.

Los ejercicios de Kegel consisten en fortalecer y estimular principalmente los músculos del suelo pélvico, todo se centra en esta zona.

Los ejercicios de Kegel pueden ayudar a fortalecer los músculos debajo del útero, la vejiga y el intestino (grueso). Pueden ayudar a hombres y mujeres que tengan problemas con escape de orina o control intestinal, además de ser de gran ayuda para las mujeres que acaban de parir.

Algunas personas con trastornos cerebrales y nerviosos podrían tener problemas con escape de orina o control intestinal.

Básicamente los ejercicios de Kegel son recomendables para las siguientes situaciones:

  • Incontinencia urinaria y fecal
  • Prolapsos
  • Postparto
  • Disfunción eréctil
  • Postcirugías del suelo pélvico o de próstata
  • Menopausia

¿Cómo llevar a cabo los ejercicios de Kegel?

Hay varias maneras de llevar a cabo estos ejercicios, dependiendo del problema que se tenga.

Para los problemas de incontinencia urinaria se puede fingir que se va a orinar y luego contenerse.

Se deben relajar y posteriormente apretar los músculos que se encargan de controlar el flujo de la orina. Es importante encontrar los músculos correctos que va a apretar.

Debes leer: Coregasmo, una manera deportiva de alcanzar el orgasmo

Cómo identificar los músculos del suelo pélvico

En el caso de la mujeres, se puede introducir un dedo en la vagina, aprieta los músculos como si estuvieras aguantando las ganas de orinar y suelta. Debes sentir que los músculos se tensionan arriba y abajo. 

Hombres: introduzcan un dedo dentro del recto. Apriete los músculos como si estuviera conteniendo su orina y luego suelte. Debe sentir que los músculos se tensan y se desplazan hacia arriba y hacia abajo.

Para identificarlo también puede imaginar que está tratando de evitar expulsar una flatulencia o reteniendo la defecación, de igual manera se pueden identificar, detectando los músculos que usa para retener la orina.

Los ejercicios de Kegel se pueden hacer sentándose en un silla o incluso acostados.

ejercicios kegel
Foto vía Facebook.

Paso 1 inhalar y exhalar

Inhale por la nariz profundamente, permitiendo que el abdomen se eleve mientras se llena de aire. Mantenga los músculos del suelo pélvico relajados mientras inhala.

Posteriormente exhale lenta y suavemente por la boca mientras contrae suavemente los músculos del suelo pélvico.

Paso 2 contraer músculos

Contraiga los músculos del suelo pélvico durante 3 a 6 segundos (hasta que los músculos se cansen) mientras exhala. Esto se conoce como contracción.

Inhale nuevamente y libere la contracción. Esto relaja los músculos.

Relaje los músculos por completo durante 6 a 10 segundos. Es muy importante que se relaje completamente entre cada contracción y no aguante la respiración. Siempre dedique la misma cantidad de tiempo o más para relajar sus músculos que para contraerlos.

Si lo hace correctamente, el cuerpo no se debería levantar en absoluto. Si nota que el cuerpo se eleva un poco, es posible que esté usando los músculos de las nalgas.

Ejercicios de Kegel en la sexualidad

Los ejercicios de Kegel también pueden ayudar a mejorar la salud sexual y el placer por las siguientes razones:

  • Relajan los músculos vaginales, esto permite que la vagina esté más abierta, estos son útiles si se tiene dolor durante la relación sexual, durante los exámenes pélvicos o en ambos casos.
  • Mejoran la circulación de la sangre a la vagina y al suelo pélvico. Esto puede ayudar a aumentar la excitación sexual.
  • Facilitan llegar al orgasmo.
  • Aumentan la lubricación vaginal (humedad).

Los ejercicios de Kegel consisten en contraer los músculos que rodean la vagina, es como fingir las ganas de orinar y luego contenerlas.

Estos ejercicios son muy útiles para tonificar dichos músculos, ayudan a familiarizarse con el orgasmo y aumentan el registro de las sensaciones genitales.  

Es recomendable realizar el siguiente ejercicio durante varias semanas de forma constante: contraer y relajar los músculos treinta veces seguidas, además de mantener la contracción durante tres segundos. Descansar un par de minutos y repetir de nuevo dos veces más. 

EJERCICIOS de KEGEL: ¿QUÉ son y CÓMO se HACEN?

Artículos que no te puedes perder:

Tips para tener sexo durante la menstruación

Sexomnia, el trastorno de los sonámbulos sexuales

Tips para alcanzar el orgasmo

¿Qué te interesa?
Selecciona los temas de interés sobre
los que deseas recibir noticias: